COPE

Barbosa: “Los precios están disparados por el coste de la energía y las materias primas, la tormenta perfecta"

Toda la actualidad del día en el análisis de Sergio Barbosa

Vídeo

Sergio Barbosa
@sergio_barbosa_

Periodista

Tiempo de lectura: 6'Actualizado 11:48

¿Qué tal, buenos días? Saludos deSergio Barbosa, en nombre de la gente que hace posible ‘Herrera en COPE’en este miércoles 13 de abril de 2022.

Estamos prácticamente en la mitad del mes y prácticamente en la mitad de la Semana Santa. Que, a ver, no me voy a poner yo como hace Herrera, a echar esas cuentas de “tantos días como hemos pasado desde las uvas, multiplicado por no sé qué, y el logaritmo neperiano de no sé cuánto y nos habremos cargado 2022. Esto es, esto es.”

No, no quiero ir por ahí, pero sí les digo una cosa, hablando del jefe: hoyel tiempo mejora. Es verdad que no en el este de España, donde seguirán de tormentas, pero vamos, que lo peor ya ha pasado. Así que tiene pinta de que la madrugada del jueves al Viernes Santo habrá programa especial sobre la Madrugá con Carlos Herrera.

Cosa que nos congratula a los jornaleros de este su programa. No tanto porque vayamos a empezar dos horas más tarde, a las ocho de la mañana, y eso nos haga estar un poco más relajados, sino, sobre todo, por la gozada que será escuchar ese programa especial sobre la Madrugá con Herrera a los mandos.

Ya ven, la Pasión de la Semana Santa y la Pasión de la radio juntas durante ocho horas de madrugada. No se lo pierdan porque merecerá mucho la pena.

Carlos Herrera conduce La Madrugá de Sevilla, con un programa especial en COPE, el Jueves Santo de 00h a 8h




LIGA DE CAMPEONES


Como también mereció la pena ver anoche los partidos de la Liga de Campeones. ¿Qué me dice de ese Real Madrid? Que está abonado a morir y resucitar, una y otra vez, como si fuera un perpetuo homenaje a la Semana Santa. Lo tenía hecho con el Chelsea, se dejó meter tres goles, y al final empató para ir a la prórroga, y en la prórroga metió el gol que le mete en semifinales.

  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Audio



Aunque para machada, la del Villarreal, un municipio de 50 mil habitantes, que se ha cargado al Bayern de Múnich para meterse, por segunda vez en su historia, entre los cuatro mejores equipos de Europa.

Pues a ver si hoy hubiera suerte con el Atleti y tenemos tres de cuatro en semifinales.

Imagen del Bayern - Villarreal

Imagen del Bayern - VillarrealEFE




MARTES SANTO PASADO POR AGUA


Bueno, decíamos, Miércoles Santo. Es decir, va a mejorar el tiempo. Ese tiempo que ayer, confirmando lo que se esperaba, dejó mucha lluvia en buena parte de España, con lo que eso supuso para las procesiones, que se quedaron con las ganas de salir a la calle.

Para que se hagan una idea, en Sevilla de ocho que había previstas, no salió ninguna. Tampoco fue el mejor día para los que se han acercado a la costa, con la idea de hacer el típico plan de darse una vuelta por el paseo marítimo, comer en una terraza con vistas al mar, que los niños jueguen en la arena y, si acaso darse un bañito. La verdad es que ayer no era el mejor día, para qué nos vamos a engañar.

Así que tuvimos que contemplar las caritas de pena cuando, después de mucho aguantar para ver si la cosa mejoraba, al final, a las puertas de las iglesias, se hacían los anuncios que nadie quería escuchar.

Es duro, es duro que lleves el cuerpo hecho a entregarte por completo al sentimiento que acompaña la Semana Santa, después de dos años de pandemia y que esta vez sea la lluvia la que lo estropee todo en el ultimísimo segundo. Bueno, son las cosas que suceden en la Semana Santa, y que hay que asumir con resignación.

Y nada, más allá del tiempo y la Semana Santa. La otra cuestión que nos mantiene ocupados es todo lo referente al bolsillo.


LA ECONOMÍA


Las cosas del dinero, de ese dinero que, oiga, últimamente parece que más que sólido sea gaseoso, por la facilidad con la que se te escapa de entre las manos. Hoy, por lo pronto, vamos a conocer el dato definitivo del IPC de marzo, después de que el adelantado nos dijera que los precios habían subido un 9’8%.

Así que vamos a ver si, finalmente, se rebaja alguna décima o, quién sabe, lo mismo supera ya oficialmente la barrera psicológica de los dos dígitos. La cuestión es que décima arriba, décima abajo, lo que entiende todo el mundo es que todo está carísimo.

Pues, fíjense, aún con todo, es tal la desconfianza en lo que pueda pasar, que según el Banco de España, los que han podido ahorrar han ahorrado como nunca. En 2021, se batió récord de ahorro familiar.

El caso es que, con una inflación tan desbocada no hay solución sencilla. Normalmente, los gobiernos tratan de fomentar un pacto de subida de los salarios, pero no demasiado para no alimentar aún más los precios al alza y se trata de que la pérdida de poder adquisitivo sea compartida entre trabajadores y empresas. Por aquello de mejor dos heridos, que uno muerto. Y cuando suben mucho los precios, una estrategia puede ser encarecer el precio del dinero para que la economía se enfríe un poco.

El problema es que “este tipo de inflación” no es fruto de un calentamiento de la economía. La economía no es que vaya tan bien, tan bien que eso esté disparando la demanda, y la demanda dispare los precios. La demanda está subiendo tras el desplome de la pandemia, pero tampoco para tirar cohetes. El problema es que los precios están disparados por cuestiones externas como es el coste de la energía y las materias primas. Es decir, es la tormenta perfecta.

Y si ahora, a unos precios altísimos, que van a seguir altísimos durante unos cuantos meses resulta que se encarece el dinero con las expectativas de que el Banco Central Europeo pueda subir los tipos de interés, como abogan ya algunos de sus consejeros, pues a ti, como ciudadano, el toro te pilla sí o sí.

Porque el dinero que tienes vale menos a la hora de adquirir productos pero, al mismo tiempo, se dan fenómenos como que las hipotecas suben. Y ojo con esto, porque el EurÍbor, el índice al que se encuentran referenciadas la mayoría de las hipotecas variables, subió ayer en su tasa diaria al 0,005%. Es la primera vez que, a lo largo de una jornada, el euribor cotiza en positivo desde 2016. De momento, la media del mes de abril sigue ligeramente en negativo ( -0,057 %).

Pero la simple idea de que el BCE pueda subir tipos, siguiendo la estela de Estados Unidos, ya va a empujar al alza las hipotecas variables de muchos españoles.

En Estados Unidos, habiendo subido ya un poco los tipos, acaban de registrar una inflación del 8’5 por ciento. Y Alemania también ha batido récord de inflación. Lo cual da una idea de la situación global tan compleja en la que nos encontramos, con una guerra de Ucrania que, a día de hoy, es imposible saber cuándo y cómo va a terminar.

Audio




GUERRA EN UCRANIA


Rusia sigue preparando la gran ofensiva sobre el este de Ucrania, el castigo sobre el castigo con Mariupol resistiendo ya a duras penas. Una ciudad en la que habrían muerto al menos unas diez mil personas y donde se investiga el uso por parte de Rusia de armas químicas.

La ONU, además, ya investiga los crímenes de guerra, con violaciones de mujeres y niñas que nos recuerda a los peores episodios de la Segunda Guerra Mundial. En las zonas liberadas, se descubren fosas comunes y se desactivan minas antipersona, que han sido dejadas en zonas residenciales con la idea de hacer todo el daño posible.

Y, a pesar de todo, Vladimir Putin dice que sus objetivos en Ucrania son nobles y que va a ganar la guerra.

Hoy, por cierto, charlaremos con el embajador de Ucrania en España para entender mejor en qué punto estamos y qué se puede esperar.

La guerra de Ucrania es una de esas variables abiertas, que nos obligan a navegar sin brújula, sin saber muy bien qué pasará con la economía como también lo sigue siendo, en parte, la pandemia.

¿Por qué Putin está centrándo sus esfuerzos en el Donbás? Una región histórica en una ubicación estratégica




LA PANDEMIA


Por cierto, qué poco hablamos ahora de la pandemia, ¿verdad? Ojalá, ojalá siga así después de habernos puesto la vida patas arriba durante tanto tiempo.

Los datos acumulados conocidos ayer martes nos dicen que la incidencia ha aumentado entre los mayores de 60 años. Los datos de contagiados y la incidencia de más de 400 puntos es tan relativa ahora mismo, que ni merece la pena comentarla. Lo que sí importa es que tanto la ocupación en camas, como las UCI de los hospitales siguen sin subir tras el fin de las cuarentenas. De hecho, los 368 pacientes que tenemos en la UCI es el número más bajo que hemos tenido.

Así que, mejor, mejor que la pandemia no nos da más sustos de momentos porque la verdad, ya bastantes sustos tenemos, con las cosas que pasan por este mundo.

Audio



TIROTEO EN EL METRO DE NUEVA YORK

A esta hora no está clara la respuesta a la pregunta de: ¿Qué sucedió ayer en el metro de Nueva York? ¿Fue un atentado terrorista? ¿Fue la acción de un desequilibrado?

Pues, de momento, lasautoridades siguen buscando a un hombre de 62 años, que respondería al nombre de Frank James, al que ni siquiera califican de sospechoso, sino de “persona de interés”.

Una tarjeta de crédito con su nombre fue encontrada, además de una furgoneta alquilada con ese mismo nombre en lo que se perseguía al tipo que, con un chaleco naranja propio de los operarios de la construcción, sin comerlo ni beberlo, se puso una máscara de gas, lanzó una bomba de humo y comenzó a disparar dentro de un vagón.

Todo sucedió una estación de Brooklyn, la que da a la calle 36. En cuestión de segundos, ya no se sabía quién estaba herido de bala, muerto o simplemente aturdido por el humo. Se pueden imaginar el caos y sobre todo el pánico, con gente tirada en el suelo sangrando, con muchos otros corriendo, con la megafonía pidiendo a la gente que cogiera otro tren para evacuar la estación.

33 disparos, con una pistola semi-automática que ha sido encontrada, y que afortunadamente se le encasquilló. Eso puede explicar en parte que haya 23 heridos ,10 de ellos por herida de bala, pero ningún fallecido.

También se ha encontrado una bolsa con un machete, gasolina, fuegos artificiales, cables y un detonador.

El susto, desde luego, ha sido tremendo y peor que pudo haber sido en una ciudad que, por experiencia, no tiene muchas ganas de sobresaltos. Así que ya ven, esa en un vagón del metro de Nueva York, a las puertas de una iglesia de Sevilla, en un día de lluvia, están pasando mucha cosas en España y en el mundo.

Audio


Audio



Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar