Boletín

De Haro: “Sánchez espera que le caiga del cielo una investidura que no se trabaja"

Fernando de Haro analiza la actualidad del día en su monólogo de 'La Tarde'

Fernando de Haro

Fernando de Haro

'La Tarde'

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 16:25

Audio

 

Creíamos que el poco edificante espectáculo de una clase política encerrada en una burbuja acabaría con las elecciones de finales de mayo, celebradas después de las elecciones de abril. Creíamos que el poco edificante espectáculo de la clase política incapaz de pactar, había acabado con las designación de alcaldes del sábado y aquí seguimos, instalados en la una vetocracia lamentable. Y en pactos, sin transparencia alguna, se sigue hablando de sillones y no de programas.

Ciudadanos está encantado de haber roto con Valls en Barcelona y está a la espera de que el exministro Corbacho, que iba con Valls, se pase a Ciudadanos. Carrizosa, portavoz de Ciudadanos en Cataluña, ha vuelto a justificar la ruptura con Valls. La falta de rumbo de Ciudadanos es palmaria. Cortan con Valls por haber impedido que el independentismo gobierne en la alcaldía de Barcelona. Rivera se niega a facilitar la investidura de Sánchez a cambio de compromisos firmes de alejamiento del independentismo y de una política razonable en economía. Lo hace porque quiere quitarle el liderazgo de la oposición al PP, pero ha acabado reforzando al PP en los ayuntamientos y en las Comunidades Autónomas.

Ciudadanos sin rumbo y el PP y Vox enredado por el pacto que firmaron para hacer a Almeida alcalde de Madrid. Cuca Gamarra, diputada y vicesecretaria de Política Social del PP, ha admitido este martes que en el acuerdo con Vox para el Ayuntamiento de Madrid "figuran concejalías".

El pacto del PP y de Vox en la Alcaldía de Madrid certifica dos cosas: el pacto no se ha hecho público. No es un pacto programático, es un pacto de sillones que no se puede dar a conocer. Mala cultura de pactos. Segunda cosa: Vox tiene una extraña forma de negociar sus pactos porque tanto en la Alcaldía de Madrid como en el Gobierno de Andalucía tiene que pelear por ellos. Unos nos dan a conocer el texto de sus pactos y otros como Sánchez esperan que el pacto de investidura le caiga del cielo. Sánchez, para hacernos ver que está trabajando en la investidura, ha filtrado que se reunió ayer con Iglesias.

Pues vaya, lo de Iglesias lo tiene hecho, pero con Iglesias, con Podemos, no tiene bastante. Sus posibles socios se lo ponen caro. Sergi Sabrià (ERC) avisa de que la posición de la Abogacía del Estado de oponerse a la liberación de los políticos presos tras el fin del 'juicio del ‘procès' dificulta el diálogo. Sánchez espera que le caiga del cielo una investidura que no se trabaja. Si quiere la abstención de Ciudadanos, se lo tiene que currar. Un Parlamento como el nuestro requiere otra cultura política.

Lo más