COPE

El ultraderechista Jair Bolsonaro gana las elecciones en Brasil

Bolsonaro se ha hecho con el 55% de los votos y gobernará Brasil hasta 2022

Vídeo

 

AgenciasCOPE.es

Tiempo de lectura: 6'Actualizado 29 oct 2018

El ultraderechista Jair Bolsonaro ha ganado las elecciones presidenciales en Brasil con un 55,54 % de los votos válidos y sucederá al mandatario Michel Temer el próximo 1 de enero para gobernar el país hasta 2022 El presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, se ha declarado preparado para cumplir con todas las promesas de campaña en las primeras declaraciones tras su victoria en segunda vuelta de las elecciones.

 

"Todos los compromisos que hicimos, los asumiremos (...) estoy muy agradecido por la confianza", ha proclamado Bolsonaro en su primera comparecencia ante los medios brasileños.

"Comenzaremos a ser un gobierno que pueda colocar a Brasil en un lugar importante", ha manifestado.

Bolsonaro será el nuevo presidente de Brasil, según tres sondeos

El candidato ultraderechista Jair Bolsonaro, sale de emitir su voto en una area militar en la zona norte de Río de Janeiro

PRIMERA VUELTA

Bolsonaro, un capitán de la reserva del Ejército que defiende la dictadura que imperó entre 1964 y 1965 y es conocido por opiniones de talante racista, machista y homofóbico, estuvo al frente de todas las encuestas de opinión desde hace meses. En la primera vuelta celebrada el pasado día 7, Bolsonaro ganó con un 46 % de los votos, y Haddad quedó en el segundo lugar, con un 29 %, entre un total de trece candidatos.

ATENTADO

El pasado 6 de septiembre, en medio de la campaña para la primera vuelta, Bolsonaro fue apuñalado en medio de un mitin y permaneció hospitalizado durante 23 días. Las heridas obligaron a los médicos a someterle a dos operaciones y lo mantuvieron hospitalizado durante 23 días, lo que interrumpió su campaña en las calles, que desde entonces se limitó a las redes sociales.

También debido a su situación de salud, desistió de participar en los cuatro debates que lo habrían enfrentado a Haddad en televisión durante la campaña para la segunda vuelta. Haddad criticó esa postura, sobre todo después de que los médicos liberaron a Bolsonaro para estar presente en los debates.

Aún así, el candidato de la ultraderecha se escudó en su salud, aunque en algún momento también admitió que no participar en esos encuentros con Haddad respondía a una "estrategia política".


DONALD TRUMP

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha llamado por teléfono al presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, para felicitarle por su victoria en las urnas y ambos se han comprometido a trabajar "codo con codo" para mejorar las vidas de sus respectivos pueblos, confirmaron fuentes oficiales.

"El presidente Trump llamó al presidente electo de Brasil esta tarde pare felicitarle tanto a él como al pueblo brasileño por las elecciones de hoy", ha señalado la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, en un comunicado divulgado este domingo.

La nota señala que ambos políticos se comprometieron a "trabajar codo con codo para mejorar las vidas de la gente de Estados Unidos y Brasil y, como líderes regionales, del continente americano".

El político de ultraderecha, que ve en el estadounidense un modelo a seguir, ya había anunciado horas antes que había hablado con el inquilino del Despacho Oval, con quien, según dijo Bolsonaro, había mantenido "un contacto bastante amigable".

PEDRO SÁNCHEZ 

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asegurado la madrugada de este lunes que "los desafíos serán enormes" en Brasil después de que el candidato derechista Jair Bolsonaro se haya alzado con la victoria en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales.

 

En un apunte en su cuenta de Twitter, Sánchez ha asegurado que Brasil "siempre contará con España para conseguir una América Latina más igualitaria y más justa". "La esperanza que ha de iluminar las decisiones de todo gobernante", ha añadido.

PERFIL

Bolsonaro, de 63 años, es diputado desde hace casi tres décadas y ha sido elegido presidente en representación del Partido Social Liberal (PSL), una formación minúscula hasta ahora, pero que en las legislativas del pasado 7 de octubre consiguió 52 de los 513 escaños en la Cámara de Diputados.

El grupo del PSL sólo será superado en la próxima legislatura por el del PT, que tendrá 56 diputados en una cámara totalmente fragmentada y en la que estarán representados 30 partidos, que en su mayoría se han manifestado favorables a Bolsonaro.

El capitán se ha presentado a las elecciones con una fórmula totalmente militar, completada por el general de la reserva Hamilton Mourao, ahora vicepresidente electo y que, como Bolsonaro, enaltece en sus discursos a la última dictadura.

El presidente electo de Brasil ha prometido mano dura contra la delincuencia y permitir la venta de armas para civiles, así como ha anunciado una línea neoliberal en la economía, con privatizaciones y una fuerte disminución del tamaño del Estado. 

VOTACIÓN

El ultraderechista Jair Bolsonaro se declaró seguro de su victoria en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de este domingo en Brasil, en tanto que su rival, el socialista Fernando Haddad, dijo que aún confía en una remontada frente al favorito.

Los dos manifestaron su confianza tras votar temprano este domingo en unas elecciones para las que están convocados cerca de 147 millones de electores y en las que también se elegirán en segunda vuelta los gobernadores de 14 de los 27 estados de Brasil.

"Es lo que vi en las calles a lo largo de los dos últimos meses: victoria", aseguró el capitán de la reserva del Ejército dentro del colegio electoral al que acudió acompañado por su esposa, usando un chaleco a prueba de balas y en medio de una atípica movilización de policías para reforzar su seguridad.

"La expectativa es de victoria", agregó el candidato más votado en la primera vuelta y el favorito en los sondeos en el colegio dentro de la Villa Militar de Río de Janeiro en el que tradicionalmente vota y donde dio sus únicas declaraciones.

Haddad, por su parte, manifestó "confianza" en que conseguirá revertir la ventaja del ultraderechista en los sondeos y advirtió del "riesgo" que su contrincante representa para la democracia.

"El sentimiento es de mucha esperanza y mucha confianza de que vamos a revertir el escenario", dijo Haddad, sucesor de Luiz Inácio Lula da Silva en la disputa electoral, tras votar en Sao Paulo.

"Siento en las calles de Brasil mucha militancia ciudadana, ciudadanos comunes dirigiéndose a las calles para defender Brasil y su democracia. Estamos con una fuerte tendencia de alza. Estoy muy esperanzado en que tendremos un gran resultado esta noche", agregó.

Según las últimas encuestas difundidas este sábado, Bolsonaro, un polémico candidato por su defensa de la dictadura militar (1964-1985) y por sus declaraciones de tiente machista, racista y homófoba, tiene una clara ventaja y sería elegido presidente con entre el 54 % y el 56,8 % de los votos.

Sin embargo, los mismos sondeos han mostrado en las últimas dos semanas un crecimiento sostenido de las posibilidades del sucesor de Lula como candidato del Partido de los Trabajadores (PT) y a quien los sondeos de este sábado le atribuían una intención de voto que varía entre 43 % y 46 %, frente al 41 % que tenía la semana pasada.

El presidente de Brasil, Michel Temer, que votó temprano en Sao Paulo, pidió en unas breves declaraciones que los ciudadanos "vuelvan a unirse" después de las que han sido consideradas como las elecciones más polarizadas y radicalizadas en las tres últimas décadas en el país.

Temer también aseguró que está "listo" para iniciar la transición y los contactos con el equipo de su sucesor, a quien le entregará el poder el próximo 1 de enero.

Según el mandatario, "la transición comenzará mañana mismo o el martes" y los integrantes de su Gobierno pondrán a disposición del presidente electo "toda la información necesaria".

Pese a la detención de 35 personas por delitos electorales, principalmente por insistir en proselitismo electoral irregular dentro de los colegios, las elecciones transcurrían con gran normalidad y sin incidentes graves, según un boletín divulgado por el Tribunal Superior Electoral a media jornada.

El tribunal informó de que, hasta las 12.00 hora local (15.00 GMT), tuvo que sustituir 1.956 urnas electrónicas que presentaron problemas y representan tan sólo el 0,38 % del total de 454.493 equipos puestos a disposición de los votantes en 5.570 municipios.

Pese a las pequeñas dificultades, incluyendo la muerte de un jurado de votación en Río de Janeiro víctima de un infarto, hasta la hora en que fue divulgado el segundo boletín no había sido necesario usar ninguna de las tradicionales urnas de lona para la votación manual con votos de papel.

El balance de total "tranquilidad" y "organización" también fue el de la expresidenta de Costa Rica Laura Chinchilla, jefa de la misión de observadores que la OEA desplazó a Brasil para las elecciones de este domingo.

Chinchilla visitó una escuela de Brasilia utilizada como centro electoral y en unas breves declaraciones a periodistas consideró que el proceso transcurría sin incidentes y en plena normalidad.

"Estamos observando que todo está transcurriendo de una forma muy tranquila y organizada, así como ocurrió en la primera vuelta" de las elecciones, el pasado día 7, indicó.

La misión de la Organización de Estados Americanos (OEA) hasta ahora sólo había expresado su preocupación por el masivo uso de las redes sociales y de la plataforma WhatsApp para la difusión de noticias falsas contra ambos candidatos lo que, por su magnitud, "tal vez" no tenga "precedentes" en el mundo, según Chinchilla.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar