En 'La Tarde'

Maratones benéficos que transforman vidas en la India

El español Juan Manuel Viera al ver la precariedad que había en la India decidió organizar maratones solidarios junto a la Fundación Vicente Ferrer para ayudar a los niños de este país

 

  • item no encontrado

Redactor de cope.es

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 17:13

Se llama Padbani, tiene 9 años y vive en la India. Su madre murió de Sida y su padre se casó con otra mujer. Ahora mismo vive con sus abuelos, que son los encargados de llevarla al hospital para que reciba un tratamiento contra el Sida. La historia de esta niña es solo uno de millones de ejemplos. En concreto, 400 menores reciben tratamiento en el hospital gracias a la Fundación Vicente Ferrer. Muchos otros niños por desgracia no tienen tanta suerte. En India un total de 55 millones de niños sufren desnutrición. 

 "Tienes una salida, que es el momento en el que se apadrina un niño, y una meta, que es la independencia de ese niño, que se consigue cuando cumple la mayoría de edad"

Padbani ahora lleva una vida normal gracias a personas como Juan Manuel Viera, voluntario de la Fundación, y que un viaje a la India le cambió la vida por completo: "La verdad que el viaje a la zona sur en concreto, y de la mano de la Fundación Vicente Ferrer donde pude ver el trabajo y ver todos los proyectos desde luego a uno le es difícil mirar a otro lado”.

A partir de este viaje, le surgió la idea de organizar maratones para ayudar a los más necesitados: "Es una iniciativa que surge de mi pasión por el deporte con la solidaridad. Con esto no pudimos más que darle forma con una carrera, para buscar el mayor número de padrinos para ayudar a estos niños”. Como toda carrera tiene un inicio y un fin, pero un poco más especial de lo normal: "Tienes una salida, que es el momento en el que se apadrina un niño, y una meta, que es la independencia de ese niño, que se consigue cuando cumple la mayoría de edad"

ESCUCHA LA ENTREVISTA COMPLETA | Juan Manuel Viera en 'La Tarde' 

En estos momentos van por la cuarta edición de la carrera, en la primera Juan Manuel corrió solo, pero por el camino se le unían personas de los poblados por los que pasaba. El éxito va en aumento, ya que se están consiguiendo grandes avances: "La verdad que el éxito es increíble. Ahora tenemos 638 niños, vidas que hemos cambiado. Además hemos participado en un proyecto de ortopedia, y también en muchas otras cosas. Como por ejemplo, la reconstrucción de una aldea al completo". 

Para participar se puede apadrinar, para cambiar las cosas que tanta falta hacen: "También queremos que nos acompañen 60 corredores del territorio nacional y también nos hemos comprometido con otra aldea". 

Etiquetas

Lo más