Donald Trump ya tiene su 'Ejército Espacial' (Space Force)

El Congreso de los Estados Unidos autoriza una partida de 40 millones de dólares de presupuesto para la nueva rama del ejército: la Space Force.

Audio

Samuel del Río
  • item no encontrado

Redactor de informativos

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 07:10

Fin de semana sí y fin de semana también, Donald Trump vuelve a ser noticia. Esta vez el presidente de los Estados Unidos ha conseguido financiación del Congreso para la creación de sus 'Fuerzas Espaciales'. Es exactamente eso, una rama del Ejército del Aire en el espacio: La Space Force. Lo que desde la Guerra Fría era un sueño americano se ha convertido en realidad tras la aprobación de una partida de 40 millones de dólares de presupuesto. La Casa Blanca quería 72, pero finalmente se ha quedado en algo más de la mitad. Vamos a entrar en materia. Lo primero es escuchar al Presidente Trump no solo anunciar la creación del nuevo ejército sino resucitar ese viejo deseo americano de la Guerra Fría de conquistar el espacio antes que Rusia.

70 años después Estados Unidos crea un nuevo servicio militar. Además con mando propio: habrá un 'general del espacio'.

Esta simbólica conquista americana tiene un fuerte componente nostálgico. El lema o concepto 'Race For Space', la carrera por el espacio, nació durante la Guerra Fría entre las dos superpotencias del momento (Estados Unidos y la Unión Soviética) y duró entre 1957 y 1975. Este 'pique espacial' supuso miles de millones de dólares de gasto, todo como parte de ese esfuerzo paralelo para mandar a personas al espacio.

Primero fue el lanzamiento del Sputnik por parte de la Unión Soviética (con la perra Laika a bordo). Fue el primer satélite en orbitar la tierra. Y como no, el cohete Saturno V de la misión Apolo 11 que puso los primeros humanos en la luna en julio de 1969: Armstrong, Collins y Aldrin.

No sé si sabías que cuando se plantó la bandera estadounidense en la luna, era solo un símbolo. No tenía ese izado de bandera carácter territorial. Porque dos años antes en 1967 se firmó el Tratado del Espacio Ultraterrestre del que hablaremos enseguida. El Congreso de los Estados Unidos tiene un inmenso equipo de investigación para asesorar a los diputados. Leyendo un informe sobre estas fuerzas espaciales hemos encontrado datos muy interesantes. El Congreso habla de amenazas a la seguridad nacional desde el espacio por parte de Rusia, China, Corea del Norte e Irán. Además cuenta este informe que hay 2000 satélites en funcionamiento a día de hoy en el espacio controlados por 100 gobiernos diferentes. Hay además 23000 trozos de basura espacial que ponen en peligro estos satélites. Al Congreso le preocupa y mucho las armas hipersónicas: Rusia ha anunciado esta semana que tiene todo listo para usar un sistema de misiles con alcance intercontinental llegando a los 24000 kilómetros por hora. Preocupa también que China y Rusia puedan hackear satélites importantes para la inteligencia estadounidense desde el espacio mediante ciberataques o láseres. Los 200 efectivos autorizados por el Congreso y esos 40millones de dólares de presupuesto van a centrarse en el mantenimiento y la defensa de los satélites americanos. No veremos ni a corto ni a medio plazo a las fuerzas espaciales montando cuarteles en el espacio ni haciendo maniobras. Por ahora la tarea es de defensa contra ataques informáticos y mantenimiento.

En La Mañana del Fin de Semana hemos hablado con el experto en Seguridad Internacional y doctor en Ciencias Políticas de la Universidad CEU San Pablo, Antonio Alonso. Nos ha explicado la importancia del Tratado del Espacio Ultraterrestre. Está “dentro del entramado de Naciones Unidas” y está en revisión con un “grupo de expertos gubernamentales” para “prevenir la carrera de armamentos en el espacio”. La mayor prohibición del tratado es para “armar satélites” dentro del famoso proyecto “Star Wars” de Ronald Reagan. Era su “proyecto personal”. Este tratado de 1967 “limita el uso de armamentos fuera del espacio terrestre”, y eso es “un concepto que se nos escapa” ,según Antonio Alonso, y se pregunta “¿a qué distancia de la corteza terrestre consideramos que es fuera? ¿A los 50km o 100km?”. Lo que sí es “muy interesante” del tratado es “prohibir armas satélites” y la prohibición de “realizar maniobras militares en el espacio” (de película) y en otros cuerpos celestes como la luna. Y finalmente, prohíbe hacer un “uso mercantil” de la luna. Si vas a ejercer la minería en la luna tienes derecho pero no puede ser con “fines privados”. Esto puede afectar a empresas que pretenden comercializar “vuelos ultraterrestres”. Lo que este tratado dejaba claro, a pesar de estar firmado por casi 130 países, es la bipolaridad del mundo en ese momento: Rusia y Estados Unidos. Lo que busca Estados Unidos ahora no es el poder absoluto sino “ir un pasito por delante” y tener esa “ligera superioridad” que te da la victoria espacial. Y para Antonio Alonso “ya no existe” esa bipolaridad sino que “ahora está EEUU, China, India, la Unión Europea, Rusia y otros 100 países que tienen satélites en órbita”. El escenario ha cambiado. Ya no es una “carrera espacial entre dos”, ahora toca ponerse de acuerdo y redistribuir las fuerzas. Esto es “fundamental” porque es una realidad que está ya aquí como las armas láser de las películas de los años 60. El mayor esfuerzo de la ONU ahora mismo es, junto al cambio climático, la “seguridad en el espacio” ha recordado el profesor Alonso.

Lo más

En directo3

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Reproducir

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Escuchar

El Cascabel

Ver TRECE