La batalla judicial que, por ahora, gana la familia Franco por dos estatuas del Pórtico de la Gloria

Nuestro experto en arqueología e historia nos cuenta hoy la situación de dos estatuas de la Catedral de Santiago en manos de los Franco

Audio

 

Cristina López Schlichting
@crisschlichting

'Fin de Semana' COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 23 feb 2020

No todos saben que el Pórtico de la Gloria de la Catedral de Santiago tenía un peristilo, una especie de entradilla con columnas que anteceden a una entrada. Éste estaba compuesto por las figuras de grandes patriarcas y se ha perdido, pero algunas estatuas han sido localizadas. Dos de ellas son objeto de un litigio con la familia Franco, que las tienen en posesión y peleando en los tribunales por ellas.

Antes de nada, Vicente explica, para que “la gente se haga a la idea, que la Catedral de Santiago no es como era originalmente: era una gran iglesia románica y no barroca como ahora la vemos. Al principio era más bajita y tenía una serie de elementos que ahora no existen, como el peristilo. Delante del Pórtico tenía ese recibidor grande en el que se colocaban una docena de grandes esculturas con personalidades, incluso había algún rey. Antes de entrar en el cielo, que sería el Pórtico, veías a los antecesores, el Antiguo Testamento. En 1521 se decidió eliminar para darle una mayor majestuosidad a la entrada de la catedral y esas estatuas fueron compradas por un conde de la época y llevadas a su castillo”.

Pasado el tiempo “el Ayuntamiento de Santiago de Compostela decide comprarlas”, continúa González Olaya, y añade que “otras se van al museo de la catedral y se pueden ver, pero al Ayuntamiento le gustan y decide comprarlas. Esas estatuas se ponen en 1948 a la entrada del Palacio de Raxoi y allí se mantienen hasta que un día Franco, con motivo del Año Santo, visita Santiago y, por lo que se ve, aunque no está demostrado y los jueces no se aclaran y el Ayuntamiento lo denuncia con fuerza, la mujer de Franco se encapricha con esas dos estatuas y se las lleva al pazo de Meirás”.

Y es aquí donde llega el conflicto porque “hace un par de años el Ayuntamiento de Santiago decide emprender un juicio contra la familia reclamando las estatuas”. La clave llega en que “los Franco siempre han prestado, todo hay que decirlo, estas dos estatuas para las exposiciones”, afirma nuestro experto: “Ha habido grandes exposiciones, como en Madrid, y allí estaban catalogadas y firmadas como estatuas del maestro Mateo. Pero cuando el Ayuntamiento de Santiago emprende las acciones judiciales, los Franco dicen que ni son del Pórtico ni del maestro ni nada por el estilo”.

Por ello comienza el proceso judicial, hay un primer juicio el año pasado y el Ayuntamiento lo perdió “porque no pudo demostrar que las dos estatuas que tienen son las mismas que estaban en la entrada del Ayuntamiento porque no hay documentación”, relata Vicente, que añade que “los Franco tampoco pueden demostrar que las habían comprado, que era lo que alegaban, no hay recibo ni recuerdan a quién se la compraron. El juez, ante la duda, les ha dado la razón. Por supuesto el ayuntamiento recurrió pero el TS ha vuelto a dar la razón a la familia diciendo que no se puede demostrar que fueran del Pórtico”.

El asunto es de tal calado que cuenta con la vinculación del mismo presidente de la Xunta: “Insiste en que sí lo son, de hecho las ha declarado bien de interés cultural y Feijóo ha hecho un frente común con el Ayuntamiento, que ahora es socialista, porque sabe que son suyas”.

“En todo caso”, aclara y finaliza Vicente, “no son todas, la mayoría está en el museo de la Catedral, las que están en poder de la familia son dos”.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo 2

Directo El Partidazo de COPE

El Partidazo de COPE

Con Juanma Castaño

Escuchar
Directo El Cascabel

El Cascabel

Con Antonio Jiménez y Susana Ollero

Ver TRECE