COPE

Audio

Schlichting: "Para Sánchez es más importante ir con Bildu que con los millones de votantes de Cs, PP y Vox"

Ya puedes escuchar el monólogo de Cristina López Schlichting de este domingo

Tiempo de lectura: 4Actualizado 10:38

¡Muy buenos días España! Llueve en Sevilla, llueve en las Canarias y, en cambio, hace sol en Barcelona y en Bilbao en este fin de semana donde las cosas vienen al revés y se cumplen los deseos de nuestro hombre del tiempo, que quiere llenar los pantanos.

ADVIENTO

Hoy, en la oscuridad de la madrugada he encendido una velita, la primera de este Adviento. Era como un grito de esperanza derribando la oscuridad. Pequeña, pero imbatible. Así es la esperanza, siempre gritando ¡adelante, adelante! Desde el corazón, aunque a veces parezca que no hay razón ni fuerzas. Tenemos esta llama en el corazón, recordadlo. Estamos misteriosamente anclados en la esperanza.

Es también el fin de semana entre el llamado Black Friday, el viernes que los comerciantes americanos establecieron con la esperanza de pasar las cuentas de números rojos a negros, de ahí su nombre –viernes negro- y el también llamado Ciber Monday o lunes cibernético, mañana, por las ventas rebajadas de aparatos electrónicos. La gente se ha echado a las calles como loca y por fin se han hecho cajas bárbaras en muchos establecimientos después de meses de terrible sequía. En Madrid aparecían peligrosamente llenas las calles del centro y la policía tuvo que cortar accesos, por las aglomeraciones.

EL SIMULADOR ALEMÁN

Navidad será el momento de extremar la contención. El simulador alemán de la universidad del Sarre, que como nos explicaba ayer nuestra corresponsal, Rosalía Sánchez, es capaz de predecir la evolución de la epidemia, ha establecido para España que, después de las fiestas, la epidemia doblará sus cifras y que podríamos ir a una tercera ola. Es el momento de no dejarse llevar por las perspectivas de la vacuna y mantener la contención.

EL EXTRAÑO CASO DE IQUITOS, PERÚ

La pandemia sigue caminos misteriosos. Como de compensación cíclica. En Alemania, por ejemplo, donde la primera ola fue estupendamente, los estragos ahora son muy grandes. 300 muertos diarios y las autonomías, los Lánder, peleadas sobre lo que hay que hacer. Y la Merkel intentando unirlas. En cambio, en la ciudad de Iquitos, en Perú, se ha producido el extraño caso de la desaparición de la enfermedad. Los hospitales se han vaciado y la gente hace vida normal. Iquitos sufrió una terrible primera ola, con imágenes dantescas de hospitales desbordados y muertes continuas. Ahora Iquitos es objeto de la atención y estudios internacionales. En toda la región de Loreto, en la que se encuentra la urbe, apenas se registraron la semana pasada cuatro casos de covid.

Parece que pudiera haber alcanzado la inmunidad de rebaño y que sus 413. 000 habitantes habrían alcanzado ese setenta por ciento de contagio e inmunidad que países como Inglaterra o Suecia soñaron en un principio. De acueRdo con los estudios de la dirección de salud de Loreto la prevalencia del covid es allí del 74 por 100.

Son misterios de este enemigo desconocido que nos ha sumido en uno de los momentos más oscuros de la historia de la humanidad. Por eso es tan patético el esfuerzo de las autoridades chinas que ahora dicen que Wuhan no ha sido el origen de la epidemia y que, por el contrario, el virus estaba con anterioridad en Italia y en España, concretamente en Barcelona. Según ellos, la epidemia llegó a China a través de comida congelada importada. Batallas de un régimen dictatorial que ahora quiere ganar la guerra de la propaganda.

Vuelven las largas comparecencias de fin de semana de don Pedro Sánchez

TENSIÓN EN PARÍS

En Francia, entretanto, las multitudes parecen haber perdido el miedo y la precaución. Ayer, tarde de máxima tensión en París con enfrentamientos entre la policía y más de cien mil manifestantes que protestaban por una Ley de Seguridad de Macron que dicen conculca la libertad porque, entre otras cosas, impide filmar a las fuerzas del orden y prevé hasta cárcel para quien lo haga. Hubo incendios en quioscos y tiendas y la policía dispersó con gases lacrimógenos. Una treintena de policías han sido heridos en París y otros tantos por el resto del país. Hubo también movilizaciones en Burdeos, Lyon, Estrasburgo o Marsella. El detonante ha sido la difusión el jueves de los vídeos de la agresión de cuatro policías a un ciudadano negro. Hasta el expresidente Hollande ha apoyado la retirada de la ley y la presión sobre Macron es máxima.

Aquí en España tuvimos ayer arenga. Vuelven las largas comparecencias de fin de semana de don Pedro Sánchez, que ayer siguió las consignas del socialismo catalán y defendió a los independentistas. Precisamente el PSC celebraba un consejo nacional en Barcelona para aprobar el programa electoral con el que Miquel Iceta se presentará a las urnas. Estaba también el ministro de Sanidad y secretario deorganización del partido, Salvador Illa, que no movió una ceja cuando, atención, Iceta pidió defender “con la cabeza bien alta” el acuerdo con Bildu y ERC para los presupuestos generales.

También ha apoyado defender la llamada armonización fiscal, o sea, subir los impuestos en las autonomías que los están bajando, y llamó a ser “beligerantes” en este sentido. “Los sectores –dijo literalmente- que habían amparado la violencia no sólo han renunciado a ella, sino que se han implicado y llegan a corresponsabilizarse con la aprobación de los presupuestos generales del estado. Me indigna que alguien quiera presentarlo como una derrota cuando es la victoria definitiva de los demócratas”.

Obediente a Miquel Iceta, Pedro Sánchez repitió “queremos que quienes se sienten extraños a un proyecto común para España se incorporen a esta España amplia y plural que estamos construyendo, queremos reducir la foto de Colón a la mínima expresión”.

Para Sánchez es más importante ir con Bildu que con los millones de votantes de Ciudadanos, PP y Vox

O sea, para este señor es más importante ir con Bildu que con los millones de votantes de Ciudadanos, PP y Vox. Ni él ni Iceta mencionaron que los abertales no han pedido perdón por los crímenes, que los terroristas siguen sin colaborar en resolver los asesinatos que continúan sin atribución y que sus representantes vienen a Madrid a cambiar de régimen porque la transición les parece abominable. De verdad, es el mundo al revés. Creen que por repetir que el Rey está vestido, vamos a dejar de ver que está desvergonzadamente desnudo.

El presidente aprovechó ayer para pedirnos que nos preparemos para una legislatura que va a ser larga. El proyecto de país que presentó ayer es para, ojo, ojo, seis años. No para uno ni dos, no para esta legislatura. No, para seis años, hasta 2026. El texto que presentó se titulaba “La España que nos merecemos 2021-2016”.

La España que nos merecemos. Menudo castigo.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo