28ª FERIA DE SAN ISIDRO

Revista de prensa: Un palco presidencial en entredicho

Consulta las principales crónicas publicadas sobre el vigésimo octavo festejo de la Feria de San Isidro.

ctv-gve-img 0709
  • item no encontrado

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 08:38

"Octavio Chacón pese a un palco a la deriva", por Sixto Naranjo (COPE)

La presidencia de la plaza de toros de Las Ventas sigue con sus bandazos. Este lunes fue el turno de Gonzalo Julían de Villa. Premió con una venébola vuelta al ruedo a un encastado toro de Saltillo al que le faltaron cosas para ser merecedor de ese honor, mientras negó una oreja pedida mayoritariamente para Octavio Chacón. Urge una reflexión para poner fin a una deriva que no conviene al coso venteño.

"Vuelta al ruedo a un gran toro de Saltillo", por Andrés Amorós (ABC)

El toro se come la muleta y humilla, va a más; por la derecha, es excelente; por la izquierda, peligroso. Chacón muestra buen oficio, sabe bien lo que hay que hacer y mata de una estocada: merecía la oreja, en el toro de la vuelta al ruedo.

"La importancia de Chacón en la cruel guerra de Saltillo y la enésima pifia presidencial", por Zabala de la Serna (EL MUNDO)

¡Qué vergüenza! La plaza de Madrid presidida por un gracioso: a Gonzalo de Villa Parro se le ocurrió la broma de mal gusto de premiar con la vuelta al ruedo en el arrastre a un toro que no merecía tal honor ni de lejos. Ni por los metros con los que Octavio Chacón lo lució en el caballo por tres veces. Chacón que estuvo perfecto con el saltillo de nombre Asturdero. 

"Octavio Chacón, torero de plomo ante lo posible y lo imposible", por Patricia Navarro (LA RAZÓN)

Tuvimos que mirar al palco no una vez sino varias para dar crédito de lo que ocurría. ¡Qué vergüenza por dios! En Madrid, en plena Feria de San Isidro, había pasado. ¡Cómo contarlo! Fue el primer toro de la tarde de Saltillo el que fue tres veces al caballo por generosidad de su matador Octavio Chacón. Torero. Cuajado. Sereno y hecho.

"Héroes de una durísima guerra", por Antonio Lorca (EL PAÍS)

Pero al primero, lo que son las cosas, se le dio una muy protestada vuelta al ruedo tras una incomprensible decisión presidencial. Ciertamente, llamó la atención la alegría con la que acudió al caballo en tres ocasiones, pero en ninguna de ellas hizo una pelea de toro bravo. Empujó de costado en la primera y derribó, y cabeceó en demasía en las otras dos. 

"Octavio Chacón logra destacar ante una ilidiable mansada de Saltillo", por Paco Aguado (EFE)

El hecho de que, en una feria de erráticas decisiones presidenciales, se le concediera a este ejemplar una insospechada y disparatada vuelta al ruedo en el arrastre no logró empañar la excelente impresión que dejó el gaditano hoy en Madrid, donde se le pidió una oreja que, en cambio, no quiso dar el palco pero que hubiera hecho mucho más justicia respecto a lo que sucedió en el ruedo.

"Infame Saltillo, la vergüenza de Joaquín Moreno Silva", por Juan Diego Madueño (EL ESPAÑOL)

La tarde comenzó del revés: Asturdero recibió una vuelta al ruedo insólita. El palco de Las Ventas está enloquecido. La culpa la tuvo Octavio Chacón, capaz de potenciar las virtudes del saltillo. La gente pedía la oreja y el presidente sacó el pañuelo azul; acojonante. Ni las mulillas supieron dar la vuelta en condiciones.

"Saltillos, pura nitroglicerina de carne y hueso", por Carlos Ilián (MARCA)

Chacón lo había lucido en varas en tres encuentros con el caballo y la faena tuvo compostura, por encima del toro al que de manera inopinada se le dio la vuelta al ruedo. Una más de las descabelladas decisiones del palco en este San Isidro, el peor presidido de la historia reciente.

"La humillación más grotesca", por Carlos Ruiz Villasuso (MUNDOTORO.COM)

Y sin embargo, un tipo ordena la vuelta al ruedo al toro. Humillante para el torero, para los ganaderos que han lidiado excelentes toros, para el aficionado. Si quería ponerse una medalla para el '7', la pifió. En ese tendido la gente sabe de toros y mucho. Y no tragó con esa pleitesía no pedida. ¡Fuera del palco! fue su respuesta. 

"Solvencia de Chacón entre la falta de casta de Saltillo en Madrid", por Gonzalo I. Bienvenida (APLAUSOS.ES)

El toro fue duro a la hora de morir. Se pidió la oreja que el presidente, Gonzalo de Villa, lo interpretó como petición de vuelta al ruedo, que concedió entre la sorpresa general. Preocupa el veleta palco de Madrid. Vuelta al ruedo a la serena solvencia de Chacón tras un aviso.

"Héroes", por Marco Antonio Hierro (CULTORO.COM)

Y, sin embargo, le pagó el palco partiéndole la boca con un pañuelo azul que en nada hace justicia a la importancia de su faena. Una oreja sí la hubiera valorado bien, pero el premio fue para el gris. Y, aún así, fue el mejor del encierro de José Joaquín. El único, en honor a la verdad.

Etiquetas

Lo más