Boletín

BILBAO

Los Hermoso, padre e hijo, cortan las primeras orejas de las Corridas Generales

Los rejoneadores Pablo y Guillermo Hermoso de Mendoza, se repartieron las únicas dos orejas concedidas en la primera de la serie de Corridas Generales.

Pablo Hermoso de Mendoza durante su actuación este sábado en Bilbao

 Pablo Hermoso de Mendoza durante su actuación este sábado en BilbaoEFE

Redacción TorosAgencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 23:18

Pablo Hermoso se enfrentó en primer lugar a un toro muy deslucido por su escasa movilidad, ya que acusó un segundo rejón de castigo, y tuvo, por tanto, que ponerlo él casi todo antes de pinchar con el acero mortal.

Fue ya con el cuarto cuando el maestro navarro se pudo desquitar, luciendo al torear y templar en los galopes de costado sobre "Berlín" y estirando en lo posible una faena que se deslució en parte el echarse el toro antes de que Pablo Hermoso le entrara a matar, ahora sí, de un efectivo rejonazo que dio paso a la concesión de la oreja.

Guillermo, el hijo, lidió con aseo al tercero, en una faena a más en la que lo mejor fue su ajuste al clavar banderillas, pero no con el rejón definitivo, con el que falló reiteradamente.

Como su padre, el nuevo jinete de la saga de los Hermoso remontó la tarde con su segundo, con el que sacó hasta a cinco de los caballos de su cuadra, pero fue al final, sobre el infalible "Pirata", con el que consiguió levantar la faena en un gran par a dos manos antes de pasear el otro trofeo de la tarde.

Por su parte, la francesa Lea Vicens tuvo una tarde poco afortunada, pues si no pasó de discreta con un primero de querencia a tablas, no llegó a aprovechar el buen aire del quinto de los de Sánchez y Sánchez, al que toreó y al que clavó banderillas sin temple ni ajuste.


FICHA DEL FESTEJO 

Bilbao, sábado 17 de agosto de 2019. 1ª de Feria. Más de un tercio.

Toros de Ángel Sánchez y Sánchez, despuntados para rejones, de correcta presencia y de juego dispar. Los mejores y de matores opciones fueron los lidiados en cuarto y quinto lugares. 

Pablo Hermoso de Mendoza, silencio y oreja.

Lea Vicens, silencio y ovación.

Guillermo Hermoso de Mendoza, silencio y oreja.

Lo más