Boletín

La ONU alerta sobre los "millones de muertes prematuras" por la contaminación que mata más que el tabaco

790.000 personas murieron en Europa en 2015 a consecuencia de la mala calidad del aire

La contaminación que mata más que el tabaco

La contaminación mata más que el tabaco, según un estudio de  'European Heart Journal' 

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 11:47

La contaminación seguirá provocando "millones de muertes prematuras" en el mundo para 2050, sobre todo en África, Asia y Oriente Medio, si no se acelera la protección del medioambiente, según el Informe Mundial de Medioambiente (GEO) presentado este miércoles en Nairobi.

Además, la resistencia a los antibióticos, provocada entre otras causas, por los contaminantes vertidos en el agua, será para 2050 la primera causa de muerte en el mundo, según este informe de ONU Medioambiente realizado por 250 científicos y expertos de más de 70 países.

Esas son algunas de las conclusiones del sexto GEO que se divulgó en el marco de la IV Asamblea de Medio Ambiente de la ONU (UNEA-4), que se celebra hasta este viernes en la capital de Kenia.

A esto se une los datos dados a conocer por el estudio 'European Heart Journal' : la contaminación del aire podría estar causando el doble de muertes al año en Europa de lo que se pensaban hasta ahora. Los investigadores han encontrado que la contaminación provocó 790.000 muertes en toda Europa en 2015 y 659.000 en los 28 Estados miembros de la Unión Europea ( UE-28). De ellas, entre el 40 y el 80% se debieron a enfermedades cardiovasculares (ECV), como infartos y accidentes cerebrovasculares o ictus. El informe asegura que la contaminación del aire causó el doble de muertes por ECV que por enfermedades respiratorias.

Y en todo el mundo, la cifra alcanza los 8.8 millones de muertes, en lugar de los 4,5 millones estimados anteriormente.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el tabaco fue responsable de 7,2 millones de muertes en 2015. Fumar es evitable, pero la contaminación del aire no. El informe es contundente: el número de muertes por enfermedades cardiovasculares que pueden atribuirse a la contaminación del aire es mucho mayor de lo esperado. «Solo en Europa, es de casi 800.000 al año, y cada una de estas muertes representa una reducción promedio en la esperanza de vida de más de dos años», subraya uno de los coautores del estudio, el profesor Thomas Münzel, del Centro Médico Universitario de Mainz (Alemania).

Etiquetas

Lo más