COPE

La justicia investiga a 19 mossos y policías por presuntas lesiones en protestas tras la sentencia del 1-O

Europa Press

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 14:25

Los juzgados mantienen investigaciones abiertas contra un total de 19 agentes, 16 de ellos mossos d'Esquadra y tres policías nacionales, por presuntas lesiones durante las manifestaciones contra la sentencia condenatoria a los líderes del proceso soberanista, que se publicó hace un año.

Así lo ha explicado este miércoles en rueda de prensa la directora de litigio del Centro de defensa de derechos humanos Irídia, la abogada Sonia Olivella, que ha presentado un balance de los casos atendidos por su servicio de atención a la violencia institucional durante el operativo policial tras el fallo del Tribunal Supremo.

Olivella ha indicado que hubo más de 600 heridos, se atendieron 204 casos de presuntas vulneraciones cometidas por los agentes desde el dispositivo Som Defensores en el que participaba Irídia junto a otras entidades, y se han judicializado 13 casos graves, de los cuales tres supuestas agresiones a periodistas.

De estos 13 casos, seis son investigaciones por supuesto impacto por un proyectil de foam o bala de goma; tres por el presunto uso inadecuado de defensas policiales; una por presunto atropello con una furgoneta de los Mossos a un manifestante y tres por presuntas humillaciones y delitos contra la integridad moral.

La abogada y coordinadora de Irídia, Anaïs Franquesa, ha detallado que "se tiene que rogar al Govern que acelere el nuevo sistema identificativo de los Mossos d'Esquadra, para que lleven el identificador en el casco, pecho y espalda" para poder reconocer a todos los agentes rápidamente.

PELOTAS DE GOMA

Ha lamentado que durante el dispositivo se usaran pelotas de goma: "Nosotros entendemos que este dispositivo lo coordinaban los Mossos d'Esquadra y aquí las balas de goma están prohibidas porque así lo decidió la sociedad catalana".

Asimismo, ha afeado una "mala utilización de los proyectiles de foam que en muchas ocasiones generaron lesiones muy graves en zonas sensibles como un ojo o la cabeza".

El portavoz del centro, Andrés García, ha recordado la necesidad de mejorar el modelo de control, evaluación y sanción de los Mossos, y ha remarcado que "se tiene que denunciar los agentes que no respeten la ley y no protegerlos".

"HERIR PSICOLÓGICAMENTE"

Ha explicado que se ha trasladado el balance de la entidad a la Conselleria de Interior y que, aunque por parte de Irídia se pidiera publicar las instrucciones de los Mossos respecto el uso de los proyectiles de precisión, la entidad no ha podido acceder a ellas y ha criticado "la falta de transparencia del cuerpo y del departamento".

Desde Irídia afirman que las actuaciones policiales de las semanas de octubre de 2019 tenían "la clara intención de herir psicológicamente" a las personas manifestantes, generando miedo y estrés agudo con sus actuaciones.

El equipo psicosocial del centro ha atendido a 13 personas: dos por pérdida de visión, dos con lesiones graves en otras partes del cuerpo y el resto por lesiones leves pero que han sufrido "un fuerte impacto psicológico".

Tras la reunión con el departamento de Interior, los codirectores de Irídia Anaïs Franquesa y Andrés García comparecerán este miércoles en el Parlament para pedir un análisis y cambios en el control, evaluación y sanción interna de los Mossos.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo