12 DE ENERO

Un proyecto inconveniente

El proyecto de Presupuestos que ha aprobado este viernes el Gobierno es un proyecto inconveniente

 

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 06:01

El proyecto de Presupuestos que ha aprobado este viernes el Gobierno es un proyecto inconveniente. Los gastos suben de forma considerable sin que esté garantizada un alza de los ingresos. Lo previsible es que haya un incremento del déficit. Los impuestos suben, y también las cotizaciones sociales. El Gobierno quiere aumentar la recaudación con los nuevos tributos en 6.000 millones de euros, pero Bruselas ya advirtió hace algunos meses que los cálculos están mal hechos: el Gobierno no va a conseguir ingresar lo que ha proyectado, ni con el impuesto a las transacciones financieras, ni con el impuesto digital ni con la subida del salario mínimo. No se cumplirán los objetivos de reducción de deuda y de déficit.

El incremento de los gastos es contundente: la subida de las pensiones y del sueldo de los funcionarios, suman más de 6.000 millones de euros, sin que esté garantizado el incremento de los ingresos. Este proyecto de presupuesto expansivo, que pone las cosas más difíciles a las empresas, llega en un momento de ralentización económica y de gran incertidumbre en la situación mundial. De hecho, el Ministerio de Economía ha rebajado la previsión de crecimiento una décima, al 2,2 %, y ha elevado la previsión de la tasa de paro. Una décima no es mucho cuantitativamente pero indica una tendencia.

Lo más