Las playas del Algarve amanecen cubiertas por la densa nube de humo del incendio

Las playas del Algarve amanecen cubiertas por la densa nube de humo del incendio

 

COPE.es

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 22:26

Varias de las playas más turísticas de la región del Algarve, en el sur de Portugal, están hoy cubiertas por la densa nube de humo del incendio de Monchique, que avanza descontrolado por sexto día consecutivo.

La costa de las localidades de Faro, Vilamoura y la Albufeira presentan el cielo completamente naranja, cubierto por una densa nube de humo negra que decenas de turistas y residentes, sorprendidos, fotografían y comparten en redes sociales.

"Impresiona la columna de humo sobre Albufeira, a 30 kilómetros del incendio", o "sin palabras" son algunos de los mensajes que acompañan las instantáneas, tomadas desde complejos hoteleros en primera línea de playa o incluso en el paseo marítimo y que recoge la prensa portuguesa para ilustrar el avance de las llamas.

El fuego de Monchique, desatado el pasado viernes, ha arrasado hasta el momento cerca de 20.000 hectáreas y ha obligado a desalojar a 181 personas de forma preventiva.

La situación más complicada se vive en el municipio de Silves, vecino a Monchique, donde la Guardia Nacional Republicana evacúa varias aldeas que empiezan a ser cercadas por las llamas y en las que se viven momentos de pánico.

Portugal asume que tardará varios días en controlar el incendio del Algarve

EPA6187. SILVES (PORTUGAL), 08/08/2018.- Varios vecinos observan las llamas en un incendio forestal declarado en Silves, en el Algarve portugués hoy, 8 de agosto de 2018. Portugal asume hoy que el incendio que afecta desde el viernes a la región del Algarve (sur del país) tardará al menos "varios días" en ser controlado, pese al refuerzo en la zona de los medios de extinción y el cambio de estrategia de las autoridades. EFE/ Miguel A. Lopes MIGUEL A. LOPES

La previsión de las autoridades es que las altas temperaturas, que rondan los 35 grados, sumadas al viento y la escasa humedad, impidan controlar el fuego hasta dentro de unos días, expuso hoy el primer ministro, António Costa.

Por ahora, la estrategia de las autoridades de Protección Civil es controlar el perímetro para evitar que las llamas avancen, algo que intentan conseguir más de 1.400 bomberos, 450 vehículos terrestres y quince aviones, dos de ellos españoles. 

Lo más