COPE

La exdirigente de ETA Anboto ha asegurado que la juzgan como un acto de venganza

El fiscal ha mantenido su petición de doce años de prisión para Anboto por un delito de estragos terroristas

La exdirigente de ETA Anboto ha asegurado que la juzgan como un acto de venganza
  • item no encontrado

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 15:27

La exdirigente de ETA Soledad Iparraguirre, alias Anboto, ha declarado este miércoles en la Audiencia Nacional que la están juzgando por hechos ocurridos hace más de veinte años, en lo que ella entiende que es una "muestra de justicia vengativa".

Anboto, que junto con José Antonio Urrutikoetxea, alias Josu Tenera, leyó el 3 de mayo de 2018 el comunicado en el que la banda terrorista anunció su disolución definitiva, ha negado en el juicio haber facilitado al comando Itsasadar el material explosivo para cometer en septiembre de 1994 un atentado en una sucursal bancaria de Getxo (Vizcaya), que causó daños materiales.

En su derecho a la última palabra Anboto se ha declarado inocente y ha estimado que el hecho de que se le juzgue por "algo de hace más de veinte años" muestra "una justicia vengativa que en lugar de soluciones ahonda aún más en el conflicto por medio de la represión".

El fiscal ha mantenido su petición de doce años de prisión para Anboto por un delito de estragos terroristas al haber proporcionado supuestamente material explosivo al comando para cometer el atentado.

Entre las pruebas de cargo ha citado las declaraciones en el juicio de tres guardias civiles que han concluido que Anboto entregó 14 kilos de explosivos al comando para cometer tres atentados, uno el de Getxo.

El de este miércoles es el cuarto juicio de Anboto celebrado en España desde que fue entregada por Francia en septiembre de 2019 tras cumplir en el país galo condena por su integración en la banda terrorista tras su detención en 2014.

Este juicio ha tenido lugar un día después de que el Tribunal Supremo haya celebrado la vista para revisar la condena que se le ha impuesto ya en España, de 122 años de prisión por ordenar el asesinato del comandante del Ejército de Tierra Luciano Cortizo en 1995 en León.

A pesar de que la Fiscalía mantuviera el martes ante el Tribunal Supremo que no hay duda de que Soledad Iparaguirre actuó bajo el pseudónimo Anboto, ella ha seguido negando este miércoles en la Audiencia Nacional que tuviera este apodo dentro de la banda.

Además de negar su participación en los hechos ha asegurado que no era la responsable de los comandos de ETA. "No di órdenes de atentar en España", ha sentenciado.

Durante la vista han declarado como testigos los integrantes del comando Itsasadar Agustín Alamaraz y Aitor Fresnedo, condenados por este atentado, que han dicho que no conocían a Soledad Iparraguirre y que si en su día así lo declararon es porque les obligaron con malos tratos al ser detenidos.

Los citados guardias civiles que han declarado como peritos han relatado que encontraron cartas que Anboto hacía llegar al comando a través de buzones escondidos en las que explicaba cómo manipular material explosivo y de qué forma se lo iba a entregar.

El abogado de Anboto ha solicitado su absolución al considerar que no hay pruebas suficientes para condenarla.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar