Programa - Mediodía COPE

Mediodía COPE

Con Antonio Herráiz y Marta Ruiz

Lunes a viernes de 13h a 15h

Una pareja de Baiona, encerrada siete días en su casa por culpa de un nido de avispas velutinas

Policía y bomberos han tardado una semana en quitar el nido situado justo al lado de su casa 

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:01

Las avispas velutinas, también conocidas como avispas asiáticas, preocupan mucho este verano en Galicia. Llegaron a España en 2010 y ya ha causado tres muertes. Y todas han sido en Galicia, donde más ejemplares de este insecto hay. En nada más y nada menos que 40 municipios están presentes las velutinas. Estas se diferencian de las avispas comunes en que son el doble de grandes, tienen el abdomen negro y, lo peor, que una personas alérgica puede llegar a morir si no se administra su medicación tras la picadura.

Una pareja en Baiona, Vigo, ha estado más de una semana encerrada en su casa por un nido de estas avispas que estaba en la puerta de su casa. ¿Lo peor? Ambos eran alérgicos. Rafael Dacuña y Mónica Viso forman la pareja que ha estado recluida en su propia casa desde hace ocho días. El motivo: algo tan pequeño como es una avispa pero suficiente para causar la muerte. A pesar de que avisaron a la policía nada más ver el nido, no hicieron nada. Hasta esta mañana, que por fin los bomberos han echado un líquido en el nido para que las avispas se murieran y han podido salir y ver la luz del día.

En declaraciones a 'Mediodía COPE', Mónica Viso ha asegurado que durante una semana han vivido angustiados por la presencia de estas avispas. "Nos hemos quedado en casa y las contadas veces que hemos tenido que salir lo hacíamos con el spray insecticida y corriendo". Fue una vecina quien les advirtió de la presencia del nido. "Cuando me enteré me puso nerviosísima. Llamé a diferentes números (112, bomberos, policía...) y nadie apareció por aquí. Hasta que mi pareja fue al ayuntamiento, le dieron un número y por fin hoy han venido", dice aliviada. 

Mónica está ya tranquila, pero asegura que los bomberos no dan abasto. "Hay nidos por todas partes y la gente tiene miedo", ha concluido. 

Lo más