• Jueves, 25 de abril 2024
  • ABC

COPE

Clara Marman, secuestrada israelí por Hamás: "Era terrorífico pensar que una bomba nos iba a liquidar"

Durante 53 días, Clara estuvo secuestrada por Hamás. Su sobrina, su hermana y ella fueron liberadas, pero tuvo que dejar atrás a su pareja y su hermano

Vídeo

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 12:00

Este miércoles se cumplen cuatro meses desde que estalló la guerra entre Israel y Hamás. Se estima que unas 27.000 personas han muerto y hay más de 10.000 desaparecidos. Ese es el balance provisional que han dejado estos meses de guerra en la Franja de Gaza. Clara Marman es una israelí que fue secuestrada por el grupo terrorista Hamás. Posteriormente, fue liberada junto a su hermana y su sobrina. No obstante, tuvo que dejar atrás a su pareja y su hermano, quienes todavía permanecen retenidos.

En 'Herrera en COPE' ha señalado tener expectativas por "reencontrarme con mis seres queridos", de los que se tuvo que separar el pasado 28 de noviembre. "Estuve 53 días en cautiverio. Es una sensación horrorosa, terrible, después de que el 7 de octubre me secuestraran de mi hogar, el lugar donde yo pensaba que era le más seguro", ha señalado.

Aquel fatídico día, Clara invitó a su casa a sus dos hermanos y su sobrina. Además, estaba su pareja. "De forma brutal nos sacaron de mi casa", ha recordado a Carlos Herrera. Así, ha recordad cómo fue aquel momento: "Estamos muy cerca de la Franja de Gaza, a menos de cuatro kilómetros", ha apuntado.

De hecho, esta israelí ha subrayado que están acostumbrados a recibir ataques de misiles. "Esa mañana a las seis y media de la mañana del 7 de octubre notamos la alarma, como estamos acostumbrados", ha recordado. Clara reunió a toda su familia y les pidió ir a la "habituación de seguridad". Tal y como ha explicado, todas aquellas casas que están tan cerca de la Franja tienen una habitación de este tipo.

Una secuestrada liberada por Hamás: Era terrorífico pensar que una bomba nos iba a liquidar

"Les dije que íbamos a estar diez minutos y volveremos a dormir, pero vimos que esta vez no fue así, fue un ataque muy masivo. Vimos que fue en todo el país y nos tuvimos que quedar varias horas en las que empezamos a escuchar que había penetración de terroristas en toda la zona, hasta que empezamos a sentir que estaban allí", recuerda la israelí.

"Notamos tiroteos, y a las tres o cuatro horas rompieron las ventanas. Sentimos que daba vueltas todas las casas, rompían todo lo que podían. Nosotros estábamos en la habituación de seguridad, tratamos de proteger la puerta, pero no hubo forma. Después de las 11 de la mañana abrieron la puerta, tirotearon. Estábamos todos abrazacitos instintivamente, toda la familia, en un rincón de la habitación. Al abrir a puerta tirotearon para otro rincón, mi hermano sintió que las balas le pasaban al ladito del brazo. Pidió que no dispararan y nos sacaron de casa y nos llevaron a un recorrido de unas tres horas. Partes en vehículo, partes caminando", ha explicado.



  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado


Sobre el cautiverio y la liberación por Hamás: pánico y terror

Los siguientes 53 días de cautiverio fueron una auténtica pesadilla para esta israelí y su familia. "Las condiciones... es difícil compartirlas", ha asegurado Clara con la voz quebrada. "El pánico, el terror que se siente estando bajo los bombardeos, sobre todo por la noche donde no se dormía... era terrorífico pensar que en cualquier momento una bomba nos iba a liquidar a todos".

De hecho, Clara Marman ha apuntado que eran "una familia muy unida", gracias a lo cual pudieron sobrevivir "con menos dificultades dentro de lo que es estar secuestrados y sin libertad, sabiendo que estábamos juntos y que nos podíamos apoyar, y que sabíamos cuál era la debilidad de cada uno". Así, y gracias a esta unidad, Clara y toda su familia pudo sobrevivir unida. No obstante, sus planes se torcerían al cabo de estos 53 días.

"Cuando comenzó a haber negociaciones y se habló que solo mujeres y niños salían, nos dijeron que esa era la situación. Mi hermana y yo dijimos que no había posibilidad de que saliéramos solas, que íbamos a salir juntos, pero mi hermano dijo que no. Nos tuvimos que separar: salimos mi hermana, mi sobrina y yo. Y dejamos allá a Luis y Fernando (su pareja y su hermano)".

Han pasado ya cuatro meses, exactamente "124 días" desde que no sabe nada de ellos. "Saber que están siendo rehenes en cautiverio, sin saber si van a comer, si van a dormir, si los van a matar... no se sabe absolutamente nada", ha asegurado con la voz rota, dejando así entrever que se trata de una sensación "horrible".

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar