La misteriosa desaparición de César Román, 'El Rey del Cachopo'

Javier Negre, en su 'Informe Negre' de esta semana, nos habla de la historia del empresario César Román.

  Javier Negre nos habla de la misteriosa desaparición de César Román, el llamado "Rey del Cachopo"

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 12:11

César Román es el protagonista del Informe Negre de esta semana. Pero ¿quién es este misterioso y polémico personaje? 

Según nos cuenta Javier Negre, Román es un empresario liante de metro y medio de altura y 45 años que antes de hacerse famoso con el cachopo había probado suerte en otros ámbitos. Decía ser vasco cuando era de Madrid y con 18 años la Falange lo infiltró en manifestaciones sindicales para reventarlas desde dentro. Ingresó en cuatro partidos políticos como el Centro Democrático Social que fundó su admirado Adolfo Suárez y acabó siendo expulsado de todos ellos. Le propuso al ultraderechista catalán Josep Anglada ser el hombre de su partido en Madrid, montó la sede, contrató empleados y de repente desapareció sin pagarles un duro. Le dejó un puro de 90.000 euros.

Dejó pasar un tiempo y se mudó a Málaga donde se hizo presidente de una asociación de comerciantes del barrio Tiro Pichón y abrió una revista que acabó cerrando y quedándose el dinero de varios anunciantes que ni llegaron a anunciarse. Luego volvió a Madrid, se convirtió en tertuliano, creó su propio medio digital, se inventó que había asesorado a George W. Bush, que Esperanza Aguirre le había encargado su biografía y que había entrevistado a Marine Le Pen y acabó quebrándolo dejando varios impagos. Le gustaba eso de dar cheques sin fondos.

Este hombre que decía tener pasaporte ruso dejó pasar unos meses y, de repente, se presentó ante los medios como el Ferrán Adriá de la cocina del norte. Primero abriendo en 2014 un asturiano donde aseguraba que tenía la mejor fabada del mundo cuando realmente era de bote. Sería descubierto por Chicote cuando el negocio ya estaba a nombre de su ex mujer. Pero él siguió intentándolo y en 2016 volvió a la carga abriendo una nueva cadena de restaurantes de alta cocina del norte, "A Cañada Delic Experience". Así lo presentó ante 100 periodistas que olvidaron rebuscar en su turbulento pasado.

Su famoso apelativo como "El Rey del Cachopo" viene de cuando se gastó un dineral en una campaña de marketing y en organizar un concurso del mejor cachopo del mundo donde sólo se presentó el suyo. Alquiló dos naves para procesar cachopo, compró motos para repartir a domicilio, franquició el negocio…Le veías con frecuencia en programas de televisión explicando la receta para hacer el mejor cachopo con muy buena oratoria y con su característica raya al lado de niño bueno. Pero la fama le duró dos telediarios porque los clientes empezaron a bombardearle a malas críticas en TripAdvisor y eso unido a una nefasta gestión le llevó a echar el cierre. Sólo hay que ver las reseñas de TripAdvisor para para entender que el título del Rey del Cachopo era un fraude. Que su filete de ternera, jamón, queso, huevo y pan rallado era un bodrio. Con sus negocios ya cerrados, César Román desapareció en julio

Según cuenta Javier Negre, César Román debía dinero a los caseros de los locales, a los proveedores, a sus empleados y a gente más turbia. A una banda mafiosa. Su local de Embajadores era frecuentado por algunas de las personas que organizan las ‘cundas’ que son las rutas en taxi que llevan del centro de Madrid a la Cañada Real a los yonquis en busca de droga. Él empezó a hacer amistades peligrosas y tenía deudas con personas de los bajos fondos. Sus negocios empezaron a tener pintadas, le pegaron una paliza semanas antes de su desaparición, y se vio obligado a contratar un guardaespaldas. Temía por su vida y ése puede ser el motivo de que haya huido o que hayan acabado con él. 

Esta una de las posibilidades que baraja la Policía, que desconoce completamente su paradero. Además, días después de su desaparición los bomberos acudieron a una nave que había alquilado en el madrileño barrio de Usera para procesar cachopo y se encontraron torso calcinado de una mujer guardado en el interior de una maleta. Sin cabeza. Ni extremidades.

La Policía no descarta que pueda ser su pareja sentimental, Heidi, una mujer hondureña que era camarera de uno de sus restaurantes y que al final acabó saliendo con él. La mujer también está en paradero desconocido. Así que pudieron matarla a ella primero y él huir consciente de que también sería víctima de un ajuste de cuentas. Otra hipótesis que también manejan los investigadores es que él pueda tener algún tipo de relación con ese crimen y haya decidido esconderse.Él había sido detenido este año por maltrato animal por darle dos palazos en la cabeza a un perro y sobre él pesa una orden de alejamiento de su ex pareja con la que tiene un hijo de 7 años. Lo que está claro que la aparición de este cuerpo augura un desenlace trágico. Negro. La Policía tomó muestras de ADN al cuerpo y la comparó con uno de sus familiares y aún no han confirmado si es la novia del rey del cachopo. 

Lo más