Programa - Fin de Semana

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Sábados y domingos de 10:00h a 14:00h

Los padres: "El colegio de Reus derriba el mantra que repiten de que la escuela catalana es cohesionadora"

La Asamblea por una Escuela Bilingüe de Cataluña denuncia que las acciones de esta escuela son "sectarias"

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 15:42

La Asamblea por una Escuela Bilingüe de Cataluña (AEB) compartió este viernes a través de Twitter la guía que el colegio CEIP Marià Fortuny de Reus (Tarragona) repartió a los padres con motivo del curso escolar 2017-18, que se repite en el 2018-19. En ella, la escuela señala que las reuniones con los profesores para conocer la evolución del alumno "son fundamentales". Pero después advierte a los padres: "Si no habláis o entendéis el catalán hace falta que asistáis a la entrevista acompañados de una persona que pueda traducir. Si ello no fuera posible, hay que informar al tutor". Es decir, pese a que el profesor sabe castellano y podrían hablar en el mismo idioma, el centro ve necesario que acuda un traductor para facilitar la comunicación entre el maestro y los padres. 

La noticia ha generado mucha controversia y vuelve a demostrar el maltrato y casi destierro que sufre el castellano en las aulas catalanas. Ana Losada, presidenta de la Asamblea por una Escuela Bilingüe en Cataluña, ha denunciado este domingo en 'Fin de semana' de COPE este caso, pero recuerda que es sólo un síntoma más del acoso contra los padres que exigen que sus hijos puedan aprender en castellano.  "A los solo castellanohablantes y a las familias extranjeras se les ha impuesto en es centro de Reus una barrera a la hora de conocer cualquier aspecto de la educación de su hijo. Pero no es el único caso. En las escuelas de Cataluña cuesta hasta obtener las comunicaciones en castellano. Para empezar, lo tienes que pedir. No las envían en catalán y castellano como sería lo normal", denuncia Ana. 

El caso de este colegio de Reus destapa para Ana "la verdadera cara" de aquellos que defienden el catalán como única lengua en los colegios. "Derriba todos esos mantras que nos repiten de que la escuela catalana es cohesionadora y favorece la convivencia.  Es mentira. Y encima que la padecen nuestros hijos, también quieren obligar a los padres a pasar por ese filtro", señala.

Ana pide que todos los padres "tengan los mismos derechos" y denuncia las acciones de esta escuela "sectaria". "El centro está dando muy mala imagen de Reus y del resto de los catalanes que no somos así", ha concluido. 

A raíz de la noticia, la Escola Marià Fortuny se ha excusado asegurando que todo se debe a un error y lo que se demanda es que los padres traigan un traductor si no dominan el catalán o el castellano. "La recomendación quiere hacer referencia a los padres de origen magrebí que no hablan ni catalán ni castellano", asegura. Por ello, emmendarán el "fallo" en la guía que han puesto en circulación para que aparezca lo siguiente:  "Si no entiende o habla el catalán o el castellano, es necesario que lo notifique al tutor/a". 

Por último, "la escuela pide disculpas a quien haya podido ofender la frase. Siempre hemos hablado a las familias en el idioma en el que se han sentido más cómodos, ya que el interés de la escuela siempre es el de entenderse lo mejor con todo el mundo para trabajar juntos en la mejora del futuro de los alumnos". 

Lo más