El Huesca se llevó el derbi aragonés (0-1) con un polémico gol en el último minuto

Marcó Javi Galán tras una falta no señalada de Pulido a Puado. El Real Zaragoza quedó muy tocado y acudirá a Girona sin Eguaras y El Yamiq

PUADO

Momento de la falta no señalada de Pulido a Puado.

JESÚS ZAMORAZARAGOZA

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 06:38


El Real Zaragoza cayó derrotado (0-1) por la S.D. Huesca en el estadio de La Romareda de las forma más cruel posible, en el minuto 95, en el último suspiro de la prolongación, cuando Javi Galán fusilaba a Cristian Álvarez culminando una acción que, además, venía precedida de una falta no señalada de Pulido a Puado.

Es difícil entender los motivos por los que el VAR pasó por alto esa acción punible. Quizás porque Puado, que reaparecía y jugó los últimos veinte minutos, cuando se fue directo al marco y fue zancadilleado por Pulido tuvo la honradez de intentar seguir la carrera sin caer, hasta que al final acabó cayendo y seguramente no de la manera más ortodoxa o natural. O quizás sí observó la falta el árbitro pero quiso ahorrarse el tener que expulsar a Pulido (que pudo y debió ver en la acción si no lo roja al menos la segunda amarilla).

En cualquier caso, el VAR debió resolver el desaguisado y no lo hizo. Dámaso Arcediano Monescillo no quiso desautorizar al colegiado Isidro Díaz de Mera y tampoco le dijo que fuera a ver la acción a la pantalla. Y si se lo dijo no le hizo caso. La jugada continuó con un pase largo que aprovechó Rafa Mir para plantarse en el área zaragocista ante Cristian Álvarez, que se lanzó a sus pies y logró rechazar el balón. Pero le llegó a Javi Galán, que había salido poco antes al campo, y viniendo desde su banda izquierda se fue encarando hacia puerta con la pasividad y falta de concentración de la defensa zaragocista, especialmente de Delmás, para acabar consiguiendo un gol que puede traer consecuencias.

Al margen de mantener a los oscenses en la pelea por el ascenso directo, el daño que le pudo haber hecho al Real Zaragoza lo comprobaremos en los próximos días. El empate era lo más justo tras lo visto a lo largo del encuentro. Y al Real Zaragoza no le venía nada mal para seguir manteniendo las distancias. Ahora los seis puntos se han reducido a tres y está a un partido de ser alcanzado. Y con el golaverage favorable a los altoaragoneses.

Pero suele ocurrir que cuando te conformas con el empate acabas perdiendo. Aunque fuera de esta manera tan injusta y cruel. El empate era justo porque hubo un tiempo para cada equipo. En la primera mitad estuvo mejor el Huesca, que tuvo en el remate de cabeza de Rafa Mir al larguero su mejor ocasión en ese período, si bien Kagawa también pudo marcar poco antes del descanso.

Y en la segunda parte el que salió mejor fue el Real Zaragoza, que llegaba con mucha más facilidad y las ocasiones fueron llegando. Las tuvieron El Yamiq, Atienza… y, sobre todo, Luis Suárez, por partida doble. La primera la salvó el meta Álvaro Fernández y la segunda la mandó el colombiano al palo, cuando ya se cantaba el gol. Los oscenses también avisaron en acciones de Eugeni Valderrama y de Cristo. Hasta que se llegó a la decisiva y archicomentada jugada final, con la concentración de los locales hecha añicos, más pendientes de la falta no señalada a Puado, y con Javi Galán desatando la locura oscense.

Y además esa última acción trajo más daños colaterales, porque en las protestas vieron la quinta tarjeta amarilla Eguaras y El Jamiq, dos titularísmos que se perderán el próximo partido, el viernes a las 19,30 horas en Montilibi ante el Girona. El encuentro se convierte en vital y el Real Zaragoza estará cogido con pinzas entre unas cosas y otras. Y se hace necesario volver a reaccionar recuperando fuera por tercera vez consecutiva lo perdido en casa

Real Zaragoza: Cristian, Delmás, Atienza, El Yamiq, Nieto, Eguaras, Torres (James. 88'), Guti, Kagawa (Puado, 71'), Soro (Burgui, 53') y Suárez (Linares, 88').

SD Huesca: Álvaro, P. López, Insúa (Tankovic, 86'), Pulido, Luisinho, Mosquera, Rico (Gómez, 57'), Juan Carlos (Eugeni, 57'), Ferreiro (Galán, 86'), Okazaki (Cristo, 71') y Mir.

Goles: 0-1; Galán (min. 95).

Árbitro: Díaz de Mera (comité castellano-manchego). Amonestó a Guti (min. 21), a Torres (min. 65), a Eguaras (min. 95) y a El Yamiq (min. 95) por parte del Real Zaragoza; y a Rico (min. 5), a Juan Carlos (min. 40), a Pulido (min. 80) por parte del Huesca.


Después del partido, el técnico del Real Zaragoza, Víctor Fernández, valoraba la forma en la que los blanquillos habían perdido en el estadio de La Romareda: “Hemos perdido de la peor manera posible, en el ultimo segundo y precedido de una jugada que ha marcado la opción posterior. Es una jugada que nos ha marcado el partido. El partido ha tenido alternativas; ellos han salido mejor, pero nosotros nos hemos rehecho”.

El técnico ha señalado que "no es normal nada de lo que está ocurriendo en esta nueva competición. No es normal que exista ese tipo de porcentajes de victorias locales, pero es el tipo de fútbol que nos toca en este momento".

Respecto a la posible falta de Pulido a Puado antes del gol oscense, según Víctor, “no estamos teniendo suerte en este tipo de decisiones que te pueden marcar mucho la competición. Lo que menos nos esperábamos era la derrota y cómo ha llegado; hemos trabajado para ganar y no nos la hemos merecido”, indicaba el técnico, remarcando lo injusto de la derrota.

El entrenador zaragocista, por último, ponía su mirada en el siguiente partido liguero, en el que se tienen que levantar para volver a ganar a domicilio: “Estamos afectados por la derrota, pero no podemos quedarnos con eso como única lectura del partido. Tenemos que levantarnos positivos y afrontar el partido del viernes”.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Reproducir
Directo Fin de Semana

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Escuchar