Ciclismo

Javier Guillen pide que se resuelva ya el 'caso Froome'

El director general de la Vuelta Ciclista a España, Javier Guillén, se pronunció este viernes en Málaga sobre la situación del corredor británico Chris Froome, acusado de dopaje en la pasada edición de la Vuelta, y aseguró que se debe "tener una resolución ya".

Froome

El salbutamol ha puesto en entredicho el triunfo de Froome en la Vuelta. Reuters

EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 16:44

Guillén señaló que le gustaría "que el tema estuviera resuelto y, si tiene una sentencia que no le declara (a Froome) ninguna sanción, será bienvenido el 25 de agosto".

"No voy a tomar parte en lo que debe ser el fallo del asunto, lo que sí digo es que debemos tener una resolución ya, una resolución que se debería haber tomado con anterioridad al Giro de Italia y es imperioso que se tome antes del Tour de Francia, porque los efectos de no tener una resolución ya los estamos viviendo", lamentó el director general de la Vuelta Ciclista a España, en un desayuno informativo de Europa Press.

Guillén elogió el buen sistema que ayuda al control del dopaje en el ciclismo español e insistió en que en España "se siguen, se persiguen, se investigan y se juzgan" estos casos, pero que hay que "estar muy atentos y no bajar el pistón porque cualquier metedura de pata hace retroceder mucho", dijo.

El director general de la Vuelta Ciclista a España, Javier Guillén, destacó este jueves en Málaga que esta carrera se ha transformado en los últimos diez años y no es comparable con el Giro de Italia ni con el Tour de Francia porque es "innovadora, intensa e impredecible".

Guillén se refirió a diversos aspectos de la Vuelta, que en su próxima edición se iniciará en Málaga el 25 de agosto, y relató que, con la llegada de su equipo hace diez años, la prueba ha sufrido "una auténtica transformación". "Se ha trabajado en la marca 'Vuelta' y nos definimos como una carrera propia, única y exclusiva y eso lo hacemos a través de la imagen del maillot rojo", explicó.

Esta innovación se ha llevado a cabo desde 2009 y otra prueba de ello es que el próximo 25 de agosto el evento dará comienzo desde el Museo Pompidou de Málaga, "lo que da un sentido completamente global a la carrera", aseguró.

"Hemos sido una carrera que ha querido innovar desde el punto de vista de descubrir lugares; la Vuelta puede llegar a cualquier sitio y sirve como motor económico de los lugares que visita", elogió.

El director general de la carrera afirmó que ha sido la calidad lo que le ha hecho a la Vuelta permanecer en el mercado, "la calidad precedida de un concepto que es fundamental: la credibilidad", dijo.

Javier Guillén expresó que lo más importante no es lo que la Vuelta es, sino "lo que quiere ser" y quiere ser una "plataforma de comunicación" donde no solo se cuentan acontecimientos, sino "que también se enseña", apuntó.

El director de esta competición también quiso hacer referencia a un tema polémico en lo que al ciclismo se refiere, la presencia de las azafatas, e hizo hincapié en que desde la dirección de esta competición "se ha llevado a cabo una transformación del protocolo y se ha sido completamente sensible a lo que es la polémica".

"Hemos tratado de aunar todas las sensibilidades y consideraciones y hemos hecho cambios en el protocolo de actuación en el podio, pero algo muy importante que tengo que decir es que seguimos teniendo azafatas y siguen conservando los mismos puestos de trabajo que antes de la polémica", subrayó.

Lo más