COPE

España, por debajo de la media de la OCDE en porcentaje de camas UCI: ¿podemos afrontar una cuarta ola?

La capacidad de las UCI han sido cruciales para todos los países del mundo para afrontar la pandemia de coronavirus

España, por debajo de la media de la OCDE en porcentaje de camas UCI: ¿podemos afrontar una cuarta ola?

EFE / Brais Lorenzo/ArchivoBrais Lorenzo

Redactor de COPE.es

Madrid

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 21:27

La pandemia de coronavirus ha hecho ver la necesidad de todos los países de contar con los medios y los recursos suficientes para afrontar auténticas crisis sanitarias de este tipo, especialmente el número de las camas hospitalarias necesarias para afrontar una pandemia de estas características y los medios para proteger a los sanitarios de cada país.

Desde la llegada del coronavirus a España, todos los hospitales de nuestro país se vieron desbordados por la situación. Todos somos aún capaces de recordar las imágenes de las urgencias colapsadas por pacientes con sintomatología covid, personas con mascarillas esperando en los pasillos, sanitarios doblando sus turnos, trabajando al límite de sus capacidades y la falta de materiales que pudieran protegerlos frente al virus. El coronavirus ha dejado entrever la precariedad de nuestro país en cuanto a camas hospitalarias y seguimos en una posición sanitaria que deja mucho que desear si lo comparamos con nuestros vecinos europeos.

Según el informe Health at a glance: Europe, elaborado por la OCDE el pasado mes de diciembre, España no sale demasiado bien parada con respecto al porcentaje de camas hospitalarias por cada 100.000 habitante. No obstante, en COPE.es hemos querido fijarnos en el número de camas UCI, ránking en el que España queda especialmente atrás. De hecho, este mismo jueves, el director del CCAES, Fernando Simón, ha alertado de que si hubiera un incremento de transmisión, no tendríamos la capacidad de reacción que hemos tenido en la primera y la segunda ola".

El octavo país europeo con menos camas UCI

La capacidad de las Unidades de Cuidados Intensivos han sido cruciales para todos los países del mundo para afrontar la pandemia de coronavirus. De hecho, prácticamente todos los Gobiernos optaron por aliviar los hospitales mediante la ampliación del número de camas de UCI.

UCI DEL HOSPITAL UNIVERSITARIO CENTRAL DE ASTURIAS

EFE/J.L.CereijidoJosé Luis Cereijido

Si bien los hospitales españoles incrementaron su capacidad al principio de la pandemia, España llegó con 9,7 camas de UCI por cada 100.000 habitantes, según el informe de la OCDE. Es decir, España es el octavo país de la OCDE con menos porcentaje de camas UCI por número de habitantes y se coloca así por debajo de la media, que se sitúa en 15,9 camas por cada 100.000 habitantes.

Según el último censo emitido por el Ministerio de Sanidad en el año 2017, la disponibilidad de camas de UCI era de 4.519 en hospitales públicos y 1.137 en hospitales privados, lo cual se corresponde a nueve camas de UCI a las que hace referencia el informe de la OCDE.

Ampliación de camas UCI en España

Desde la llegada de la pandemia a España, nuestro país ha habilitado en un año más de 6.000 camas UCI extra, más del doble de las que había en marzo del año pasado. De hecho, la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias recoge que nuestro país podría podría haber alcanzado casi las 11.000 camas UCI.

Baja la presión asistencial en Galicia pero suben ligeramente los contagios

EFE/Eliseo Trigo/ArchivoEliseo trigo

No obstante, no solo estamos hablando de la habilitación de nuevas camas de Unidades de Cuidados Intensivos sino también de la tecnología adecuada para hacerlo y los espacios oportunos donde incoporarlas. Uno de los ejemplos es, sin ir más lejos, el Hospital Isabel Zendal de Madrid, cuyos distintos módulos albergarán hasta 1.000 camas de hospitalización convencional y casi 50 camas UCI ante la creciente necesidad de aliviar los hospitales convencionales y facilitar de medios suficientes a los ya disponibles.

No es necesario recordar la improvisación y rapidez con la que se actuó durante la primera ola de la pandemia, cuando se montaron UCI en cualquier tipo de espacios disponibles, desde gimnasios hasta quirófanos. De cara a la segunda ola, y gracias a las camas improvisadas antes de verano, España pudo afrontar una nueva curva ascendente. Aquellas camas permitieron que la capacidad de las Unidades de Cuidados Intensivos no llegaran a superar el 50 por ciento de su capacidad total.

La cifra de camas UCI disponibles a día de hoy realmente es inexacto, ya que muchas de ellas se han retirado tras haber superado la virulenta tercera ola. Todas comunidades han incrementado desde la llegada de la pandemia sus Unidades de Cuidados Intensivos, y así también la capacidad de las mismas.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo