Todavía el racismo

Las instituciones de Estados Unidos, empezando por la Presidencia, deberían impulsar el compromiso de ser una comunidad de vida, libertad e igualdad para todos

Audio

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 04:03

George Floyd, un hombre de raza negra, murió a los pocos minutos de ser detenido. Dos autopsias y el vÍdeo que registra cómo un agente de la policía le asfixió con su rodilla contra el asfalto confirman que se trata de un homicidio. Sucedió en Minneapolis, pero desde entonces los Estados Unidos se han convertido en el escenario de una gran protesta, con toque de queda incluido. Y, aunque la mayor parte de las manifestaciones son pacíficas, los focos de violencia son muy graves. Nueva York, Los Ángeles, Washington o Chicago han vivido disturbios violentos, saqueos y actos vandálicos que poco tiene que ver con la causa de la igualdad racial.

La Casa Blanca amenaza con sacar al Ejército a la calle, no sin antes haber criticado con dureza a los Gobernadores, la mayoría de ellos demócratas. Trump parece incapaz de dirigirse a la nación para reconducir la rabia y la frustración, de acoger el dolor y canalizar la ira.

El arzobispo de Los Ángeles, José Horacio Gómez, presidente de la Conferencia Episcopal de los EEUU, ha dicho que “es una triste verdad que hemos tolerado el racismo durante demasiado tiempo en América; demasiados sectores de nuestra sociedad están todavía infectados de prejuicios raciales”. Es hora, dice Mons. Gómez, de renovar el compromiso de realizar la promesa que constituyó aquella nación: “ser una comunidad de vida, libertad e igualdad para todos”. Eso es lo que deberían impulsar todas las instituciones, empezando por la Presidencia, en lugar de buscar réditos electorales con esta tragedia.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

Directo El Partidazo de COPE

El Partidazo de COPE

Con Juanma Castaño

Escuchar