Boletín

24 DE ENERO

El gobierno del cambio y la Semana Santa

Los partidos políticos debieran ser rigurosos a la hora de elegir a quienes van a ejercer determinadas responsabilidades políticas

Audio

 

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 06:03

No ha transcurrido una semana del nuevo gobierno en Andalucía para comprobar la dificultad a la hora de hacer compatibles las culturas políticas y las formas de entender el servicio de quienes forman el nuevo ejecutivo. Una muestra de todo ello la encontramos en las declaraciones de la nueva Consejera de Igualdad, Política social y Conciliación, Rocío Ruiz, de Ciudadanos, quien hace cinco años escribió que la Semana Santa andaluza es un desfile “de vanidad y rancio populismo cultural, rescatada de la historia medieval como espectáculo incluso tenebroso”.

La cuestión se resolvería pronto si Rocío Ruiz pidiera disculpas por su ignorancia respecto a una de las dimensiones esenciales de la cultura andaluza, y por herir los sentimientos profundos de muchos andaluces, incluidos la mayoría de los votantes de Ciudadanos. Insultar y menospreciar la expresión más popular de los sentimientos religiosos en Andalucía, y una de sus más cuidadas manifestaciones culturales, es un acto de irresponsabilidad política que implica no poca ignorancia histórica. Los partidos políticos debieran ser rigurosos a la hora de elegir a quienes van a ejercer determinadas responsabilidades políticas. Esperemos que Ciudadanos no haya designado a esta consejera por sus opiniones sobre la Semana Santa. Por el bien de todos.