Una pareja torturó y abusó de sus 10 hijos en el sótano de una casa de California

Jonathan Allen e Ina Rogers. (Solano County Sheriffs Office)

Jonathan Allen e Ina Rogers. (Solano County Sheriff's Office)

COPE.es

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 19:44

Otra casa de los horrores en Estados Unidos. Esta en Fairfield, San Francisco, donde una pareja ha sido acusada de torturas y abuso infantil a sus diez hijos de entre 4 meses y 12 años, a los que mantenían encerrados en el sótano de su casa en malas condiciones. 

Jonathan Allen, 29 años y padre de los niños, está acusado de siete cargos de tortura y nueve de abuso de los niños. Ina Rogers, la madre, de 31 años, de nueve cargos de abuso infantil según los fiscales. 

Ambos han negado las acusaciones. 

Los menores fueron rescatados el 31 de marzo después de que la madre denunciara la desaparición del mayor de ellos. Cuando los policías lo encontraron, según cuenta la CBS, llevaron a cabo un registro en la casa de la pareja y encontraron a otro nueve niños en unas "condiciones de vida horribles", informaron posteriormente en un comunicado. 

Según la policía, además de las malas condiciones de vida, los niños tenían heridas punzantes, quemaduras, hematomas y lesiones causada por una escopeta de perdigones. 

Desde el 31 de marzo hasta ahora, los niños han ido declarando ante las autoridades que los malos tratos han sido continuados durante años, algo por lo que la vicefiscal del distrito del condado, Sharon Henry, se ha mostrado "horrorizada". 

El padre fue arrestado el pasado viernes y se le ha impuesto una fianza de 5,2 millones de dólares y la madre, que fue arrestada anteriormente, ha sido puesta en libertad después de pagar 10.000 dólares de fianza.

Ina Rogers ha improvisado una rueda de prensa en la puerta de su casa en la que ha dicho que si la casa estaba desordenada era porque estaban buscando al niño desaparecido. Además, sus hijos no tienen “huesos rotos ni cicatrices importantes”. “Si tienen golpes y arañazos es porque son niños”.

Lo más