COPE

Así será la estrategia de vacunación en Alemania

El gobierno de Berlín cuenta ya con una estrategia nacional de vacunación, que estipula que el gobierno central adquiera las dosis y las distribuya a lugares específicos

Imagen de recurso

Sachelle Babbar / Zuma Press / ContactoPhoto

Corresponsal de COPE en Berlín

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 12:07

A la espera de las primeras licencias, que confía en recibir antes de fin de mes, el laboratorio alemán Biontech, con sede en Maguncia, está ya fabricando las primeras dosis de su vacuna contra el coronavirus. El gobierno de Berlín cuenta ya con una estrategia nacional de vacunación, que estipula que el gobierno central adquiera las dosis y las distribuya a lugares de almacenamiento fijos en cada uno de los Bundesländer. Según ha confirmado el Ministerio de Defensa, será el ejército alemán el que se encargue de esos traslados.

CENTROS ESPECIALES

Quizá más adelantes, la vacuna estará disponible en consultorios médicos y hospitales, pero al menos al principio Alemania ha dispuesto que sea aplicada en centros de vacunación específicos. Los primeros centros de vacunación se establecerán en diciembre, operados por los estados federados con el apoyo de médicos residentes y médicos de hospital. Estarán dotados de congeladores especiales para extender la vida útil de la vacuna hasta seis meses. Además se proporcionarán equipos móviles para vacunar a ancianos en hogares y residencias. En Berlín, por ejemplo, están previstos 6 centros de vacunación con 15 puestos cada uno que vacunarán 20.000 personas por día. También se sabe ya que en Renania-Palatinado se están construyendo 36 centros, según la ministra regional de Salud, Sabine Bätzing-Lichtenthäler, que espera tenerlos listos a mediados de diciembre. Sajonia está disponiendo un centro de vacunación por distrito o distrito urbano. Habrá 14 centros en Sajonia-Anhalt. En Turingia 29. En Brandeburgo se construirá un centro de test con puestos de vacunación integrados, según un concepto de la Asociación de Médicos Estatutarios de Seguros de Salud.

El gobierno alemán espera contar con al menos 60 ubicaciones de almacén capaces de conservar a muy bajas temperaturas altas cantidades de dosis. Los Bundesländer han presentado sus propuestas hasta el 10 de noviembre y van recibiendo el visto bueno de Sanidad. Baviera, por ejemplo, ya ha anunciado que almacenará temporalmente las entregas en nueve ubicaciones secretas dotadas de ultracongeladores. Brandeburgo las almacenará en principio en el servicio central de policía.

MÉDICOS JUBILADOS

Los Bundesländer están procediendo, además, a la compra de material. Será necesaria una jeringuilla y dos agujas para cada vacuna. Renania del Norte-Westfalia, con 18 millones de habitantes, ha comprado un primer lota de 2,6 millones de jeringas y 8,8 millones de agujas. Bavaria ha encargado 34 millones de jeringas. Los costes correrán a cargo de los gobiernos federal y federados, y de los fondos del seguro médico obligatorio y del seguro médico privado. "Además de las vacunas, también se deben financiar los servicios médicos y los costes de infraestructura", advierte Martin Litsch, presidente de la junta de la Asociación Federal de Fondos Generales de Seguros de Salud Locales (AOK). El epidemiólogo Rüdiger von Kries, miembro de la Comisión Permanente de Vacunación del Instituto Robert Koch, previene que “esta operación desborda la capacidad del servicio de salud pública y se intentará atraer a otros médicos, por ejemplo médicos jubilados”.

CONDICIONES PARA SU APLICACIÓN

El Consejo Ético alemán, junto con la comisión permanente de Vacunas y la Academia Nacional de las Ciencias Leopoldina, ha presentado y publicado el documento que establece las condiciones en las que ha de aplicarse la vacuna, vinculante para los gobiernos de los Bundesländer. El documento establece que la vacuna ha de ser estrictamente voluntaria y gratuita, y que será repartida según la proporción de habitantes en cada una de las regiones. Dado que no podrá vacunarse a todo el mundo al mismo tiempo, da prioridad a los mayores de 60 años y enfermos crónicos o especialmente vulnerables a Covid-19, además de al personal sanitario. Seguirán trabajadores esenciales para el funcionamiento del Estado, entre los que menciona a profesores, policías y bomberos. Después seguirá el resto. El Consejo Ético también ha dado el visto bueno a la creación de un centro de datos que almacenará información sobre cada personas vacunada. Estos datos incluyen nombre, edad, dirección de contacto, fecha de vacunación y etiqueta y número de lote de la vacuna. La responsabilidad de este banco de datos ha sido depositada en el Instituto Robert Koch, central de datos de la pandemia.

Alemania ha celebrado como un triunfo de la tecnología nacional el descubrimiento de la primera vacuna basada en material genético y desarrollada por Biontech, en cuya investigación el gobierno alemán había invertido 380 millones de euros. A pesar de que la compra de las vacunas se realizará en conjunto y a través de la UE, el ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, ha declarado que, “sería difícilmente comprensible que una vacuna desarrollada en suelo alemán y con financiación del Estado alemán fuera suministrada primero en otros territorios”.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Reproducir
Directo Tiempo de Juego

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Escuchar