Las razones de Casado para elegir a sus candidatos por Madrid

Desde Génova aseguran que buscan impulsar a dos candidatos de una nueva generación de políticos que defienden sin complejos los valores de siempre del PP

Las razones de Casado para elegir a sus candidatos por Madrid

 

María Dabán
@MarDab1

Jefa de Nacional de COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12 ene 2019

Pablo Casado ha apostado por dos personas de su máxima confianza para intentar retener la Comunidad de Madrid y reconquistar el Ayuntamiento de la capital. A priori, ninguno es muy conocido, admiten, aunque hay tiempo para ello, dicen, y el propio líder del partido se implicará al máximo.

La calle Génova arrojaba luz a través de un comunicado sobre el porqué de esta elección. Se trata, decía, de impulsar “ a dos candidatos que representan a la perfección una nueva generación de políticos con un discurso claro en los principios liberal-conservadores del centro-derecha madrileño”, añadían, “que se atreven a defender sin complejos los principios y valores de siempre del Partido Popular”. Y aquí está el quid de la cuestión: con ellos se busca, por un lado, recuperar a esos madrileños desencantados que, en su día se fueron a Ciudadanos, o que piensan votar a Vox; y, por otro, tener a dos personas que, al igual que ha hecho Juan Manuel Moreno en Andalucía, sean capaces de pactar con ambos partidos en unos tiempos de pocas mayorías absolutas y una gran fragmentación del voto.

Otro dato que no hay que olvidar es que ni Díaz-Ayuso, ni Martínez Almeida tienen un pasado complicado. Ninguno tiene relación alguna con los casos de corrupción que han afectado al partido en la región, y sobre todo, son leales a toda costa a Pablo Casado, algo nada desdeñable si tenemos en cuenta, por ejemplo, los problemas que en su día causó a Mariano Rajoy una Esperanza Aguirre que presumía de ser “el verso suelto” del partido. Casado quiere que nadie ponga en duda su liderazgo y, en la medida de sus posibilidades, está eligiendo a sus propios candidatos en toda España, por eso Madrid no podía ser una excepción.

El presidente del partido ha esperado hasta el final para tomar esta decisión, o al menos para darla a conocer a los propios afectados, y es que el presidente de la Comunidad, Ángel Garrido, no se enteraba de que no iba a ser candidato hasta que Casado le citaba en Génova a las ocho de la tarde. Llama la atención, además, que el comunicado del PP no incluyera ni una línea de agradecimiento hacia su gestión en este último año, algo que contrasta con la elegante felicitación que Garrido hacía a través de Twitter a los dos candidatos, subrayando que tienen todo su apoyo.

Lo más