Ada Colau se disculpa por la política migratoria europea: "Me avergüenza"

En su opinión esta política "está condenando a la muerte" a "tantas personas"

 

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 14:03

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha pedido este martes disculpas por una política migratoria europea que le avergüenza y que en su opinión "está condenando a la muerte" a "tantas personas", como ha defendido la regidora en el II Foro sobre las Violencias Urbanas organizado por el Ayuntamiento de Madrid.

Durante el encuentro del Bureau Ejecutivo de Ciudades y Gobiernos Locales Unidos, celebrado en el marco de este foro en la capital española, Colau ha lamentado las 17 muertes ocurridas este lunes en las costas españolas.

Un total de 13 personas perdieron la vida en la costa de Melilla cuando intentaban llegar a la península en patera y otras cuatro fallecieron al tratar de alcanzar las playas gaditanas, al chocar contra unas rocas la embarcación en la que se desplazaban.

Colau ha subrayado que "la migración es un hecho". "La gente se mueve y normalmente porque huye de la miseria o de la violencia", ha añadido la alcaldesa.

La regidora de la ciudad condal ha defendido que ahora únicamente los Estados gestionan y deciden las políticas migratorias y los recursos que mueven no llegan a las ciudades, donde sin embargo se da servicios básicos, una "acogida mínima" o soluciones habitacionales a las personas migrantes, por lo que ha pedido que se escuche más la voz de las urbes.

"Como ciudadana europea querría pedir disculpas y decir que me avergüenzo de la política migratoria europea", ha añadido Colau, dirigiéndose específicamente a los alcaldes de ciudades africanas presentes hoy en Madrid.

Por su parte la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena ha abogado por abordar desde una perspectiva de "humanidad" el "drama" de las muertes en el mar, que a su juicio impiden garantizar la paz en las ciudades porque negar el "derecho de hospitalidad" y la "gran injusticia del mundo" genera violencia.

"Es imposible que haya paz en las ciudades del mundo si hay una situación de rechazo a la humanidad", ha afirmado  Carmena, quien cree que hasta que no se atajen las injusticias las ciudades seguras, como Madrid, no estarán libres de vivir atentados yihadistas como el del 11-M.

Por ello, Carmena pide abordar la inmigración desde la "perspectiva de los derechos humanos" y en ese sentido ha apoyado el pacto de Naciones Unidas al respecto que se debatirá en Marrakech estas navidades, donde las ciudades no han formado parte de la confección pero sí estarán en su aplicación.

Etiquetas

Lo más