También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
TOROS | Domingo de Ramos en Las Ventas

López Simón, paso al frente

El diestro madrileño Alberto López Simón firmó los mejores muletazos del festejo ante el sexto, pero el fallo a espadas le privó de tocar pelo. Las notas negativas del festejo fueron la mansada del Puerto de San Lorenzo y la grave cornada sufrida por Jiménez Fortes durante un quite al sexto toro. David Galván escuchó los tres avisos en su primero.
López Simón durante la vuelta al ruedo tras su primera...
López Simón durante la vuelta al ruedo tras su primera faena. LAS-VENTAS.COM
  • cope.es
  • cope.es

Sin contratos por delante, López Simón se la jugaba este Domingo de Ramos en Las Ventas. El madrileño no podía dejar pasar la oportunidad y a poco que se lo permitieron sus oponentes, dejó constancia que sigue siendo un torero con proyección. Un torero que pese a no cortar orejas este domingo en Madrid, debería tener futuras oportunidades.Los mejores muletazos de su actuación llegaron en el sexto, un toro del Puerto ofensivo y cuajado que, sin ser un dechado de virtudes, al menos se movió y metió la cara a media altura con nobleza y ritmo. Si tuvo una virtud el trasteo de López Simón, esa fue el temple. Pocas veces tropezó el toro el engaño del torero, que ligó los muletazos y midió perfectamente la embestida del toro, sin abusar en tandas cortas pero intensas. Hubo más acoplamiento por el pitón derecho, por donde llegaron los momentos más destacados de la faena antes de un final abrochado por manoletinas. Pero todo lo echó a perder López Simón al precipitarse con el acero. Lo que iba camino de trofeo, quedó en una ovación que supo a reconocimiento menor. Fue devuelto el tercero por su evidente flojedad. El sobrero, un 'aldeanueva' de La Ventana del Puerto grandullón que nunca descolgó y al que López Simón le cuajó una faena en tono creciente. Firme de plantas y despejado de ideas, el madrileño supo ir encauzando con temple las declasadas embestidas del toro. El final, en redondo, más reunido y ligado. Viajó la espada entera al primer intento pero el puntillero levantó al toro. Se pidió la oreja sin mayoría y el premio quedó reducido a una justa vuelta al ruedo. El resto del festejo estuvo condicionado por la mansa y floja corrida del Puerto de San Lorenzo. Conjunto muy desigual de hechuras que dio pocas opciones a los otros dos actuantes del festejo.El que abrió plaza demostró que lo suyo no era la casta ni la clase. No corrigió esas condiciones durante su lidia y Jiménez Fortes tuvo que tirar de firmeza y temple. Lo consiguió pese al escaso eco que tuvo su labor en los tendidos. Hubo limpieza y buen trazo y dos tandas al natural por la derecha sin ayuda. El final por bernadinas, ajustadísimas. Y la estocada letal por colocación. Una mole de 619 kilos asomó por chiqueros en cuarto lugar. Tantos kilos como escasez de raza y fortaleza. De nuevo gustó el planteamiento y el concepto de Fortes. A media altura e intentando alargar las embestidas de un toro que no tuvo intención de seguir las telas con rectitud. Le intentó exprimir en la distancia corta pero el balance final no tuvo recompensa.La cruz para Fortes, sin embargo, llegó en forma de cornada en el sexto. Por chicuelinas, el torero resbaló en la cara del toro que no perdonó la cornada. Certero, en el suelo le corneó visiblemente en la cara posterior del muslo derecho. Mala suerte para quien no volvió en ningún momento la cara.Cantó también pronto su huidiza condición el altón segundo. Hueco que veía, hueco que aprovechaba para salir camino de tablas. Tras un mandón inicio  por bajo de David Galván, el toro huyo a toriles, donde el gaditano intentó sacar agua de un pozo seco. Se alargó en exceso sin sacar nada en claro. Tanto, que los tres avisos cayeron inmisericordemente.Volvió a tropezar en la misma piedra Galván con el inválido quinto. Apuró en demasía una faena insustancial con un toro que iba y venía sin casta ni gracia. FICHA DEL FESTEJO Madrid, domingo 13 de abril de 2014. Domingo de Ramos. Un tercio de plaza. Cinco toros del Puerto de San Lorenzo, bien presentados pero de muy desigual tipología. Conjunto manso y descastado. Manejable el 6º. Un sobrero de La Ventana del Puerto (3º bis), bien presentado y manejable. Jiménez Fortes, saludos tras aviso y silencio tras aviso. David Galván, silencio tras tres avisos y silencio tras aviso. López Simón, vuelta tras aviso y saludos. López Simón, paso al frente

Lo más visto