SANTO 15 NOVIEMBRE

San Alberto Magno: obispo, testigo y maestro según el carisma dominicano

Hoy recordamos a San Alberto Magno que estuvo como profesor en París y abrazo el carisma dominico.

San Alberto Magno: obispo, testigo y maestro según el carisma dominicano
Jesús Luis Sacristán

Jesús Luis Sacristán García

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 20:44

La vía intelectual ha sido el motivo de santificación de muchos y el estímulo para reconocer que es posible llegar a Dios a través de la razón. Ese estudio se ha compaginado con la oración y la enseñanza ha sido un verdadero testimonio para los alumnos. Hoy, 15 de noviembre, es la festividad de San Alberto Magno, Obispo y Doctor de la Iglesia, experto en oración y estudio. 

Nació por el año 1286 en Alemania, en la ciudad de Lauingen, cercana al Danubio. Hijo de familia militar, que contaba con un servicio al emperador y un castillo en el que él pasó su infancia. Pronto forjaría su conocimiento de las letras y las artes en la escuela de la Catedral, donde también va profundizando en la vida de piedad. Por otro lado, también siente una mayor inquietud por el estudio con dos aspiraciones: la reflexión teológica y la investigación científica.

Padua es el lugar donde toma un mayor contacto con el aprendizaje de las artes del Trivium y el Quadrivium. El Trivium se centraba en la parte más literaria con la gramática, la lógica y la retórica. El Quadrivium incluía música, astronomía,aritmética y geometría. París sería también otro lugar de prestigio donde frecuentaría sus aulas. 

La facilidad que muestra hacia la faceta intelectual, es el camino que le marca la Providencia, guiándole hasta su vocación: La Orden de Predicadores. Ejerce el profesorado en diversos lugares donde realiza una gran labor. Entre sus alumnos se encuentra Santo Tomás de Aquino, al que San Alberto potenciará en sus conocimientos. Nombrado Obispo de Ratisbona, será un gran promotor de la paz. Muere en Colonia el año 1280, dejando un gran legado filosófico y teológico.

Lo más