Una monja de 101 años vuelve a ver a su equipo favorito tras vacunarse contra la covid-19

La hermana Jean es toda una celebridad en Estados Unidos. Barack Obama le felicitó en Twitter tras una victoria de sus chicos

Tiempo de lectura: 1’

La hermana Jean Dolores Schmidt es una monja católica que tras dar clases en un colegio católico de Loyola, se convirtió en asesora académica de la Universidad. Ahora es una amuleto para el equipo masculino de baloncesto de la Universidad de Loyola en Chicago, Illinois. Es conocida por no perderse los partidos de su universidad. Además, reza por ellos y les da charlas de motiviación antes de los encuentros.



Ella siempre suele estar en la cancha, pero la covid-19 no le ha permitido, hasta ahora, ver ni un solo partido en esta temporada. Hace unos días terminó esta espera y con 101 años volvió al campo de baloncesto para ver jugar a su equipo y animarles. La monja está de regreso al haber recibido ya las dos vacunas.

La hermana Jean es toda una celebridad en Estados Unidos. Aunque va en silla de ruedas, recibe abrazos de todos los jugadores y el cuerpo técnico antes y después de cada partido. Hace tres años, el expresidente de Estados Unidos, Barack Obama le felicitó en Twitter tras una victoria de sus chicos.



Religión