Boletín

“El Gobierno ha llevado una política migratoria contradictoria”

El portavoz del Servicio Jesuita a Migrantes ha valorado las palabras del Papa Francisco en torno a las concertinas

Audio

 

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 18:35

En su vuelta de Marruecos, el Papa Francisco hizo un comentario sobre las concertinas de la valla de Ceuta y Melilla. Dijo que le había provocado llanto conocer de cerca qué es, ver y tocar lo que es una concertina. El Ministerio del Interior ha asegurado que el Gobierno ya ha acordado retirarlas. El problema es que en el suelo marroquí continúan, tal y como ha comentado en  ‘La Tarde’ de COPE el portavoz del Servicio Jesuita a Migrantes, Josep Buades, que conoce de cerca esta realidad: “El Ministro Grande-Marlaska  se ha comprometido a dificultar el paso al suelo español con métodos menos lesivos. El problema es que si la concertina continúa en Marruecos, estamos en las mismas, se siguen lesionando los derechos humanos. El pasado 21 de octubre, que fue el último asalto masivo a la valla, miembros de la Iglesia que prestan servicio socio sanitario en Marruecos nos enviaron unas fotografías espeluznantes con heridas de chicos que intentaron saltarla  y no lo lograron. Se veía incluso heridas en el brazo que llegaban hasta el hueso. Cuando comparecimos en la Comisión de Interior del Congreso el 5 de noviembre, mostramos esas fotos, y quedaron sobrecogidos. Es necesario tomar medidas valientes que respeten los derechos humanos.”

Para Buades, la política de migración del Gobierno de Pedro Sánchez se contradice “entre su intento por aumentar las políticas de integración y derechos humanos, con unas medidas de control de fronteras y lucha contra la inmigración irregular con mano dura. Las primeras semanas del Ejecutivo realizó unos gestos en clave europea alineado con Macron y Merkel. Pero ese posicionamiento favorable a Alemania e Italia viró a finales de agosto, cuando la canciller alemana instaba a Sánchez a adoptar posiciones más duras.”

Buades ha añadido que es necesario controlar la frontera, pero sin vulnerar los derechos humanos: “Si se impusiera un sistema de control más flexible, lograríamos que los inmigrantes no se jugaran tanto la vida, a la par que evitaríamos dar alas a las mafias.” 

Etiquetas

Lo más