Boletín

El primer estadio desmontable del mundo...es español

El mundial de Qatar tendrá estadios inspirados en Lego. Uno de sus artífices nos cuenta cómo es posible

Audio

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 14:00

Se acerca el mundial de Qatar de 2020. Se acerca el futuro y viene en un barco. Los Legos inspiraron este proyecto novedoso, marca España. El estudio de arquitectos de Mark Fenwick y Javier Iribarren está construyendo el estadio Ras Abu Aboud, el primer estadio desmontable del mundo. 

Mark Fenwick ha estado este jueves en "La Noche" de COPE para contarnos cómo funciona el proyecto y qué va a pasar con el estadio una vez que el evento deportivo llegue a su fin.  La inspiración para esta idea revolucionaria viene de mirar atrás en el tiempo. Se dio cuenta del coste tremendo que supone construir un estadio, sobre todo para los países pobres para que luego sufra el efecto del elefante blanco (quedarse abandonado). Se presentaron a un concurso, con este planteamiento, sabiendo que era arriesgado pero “lo cogieron al vuelo”. 

La capacidad del estadio es grande: “acoge a 40 000 espectadores, es una estructura modular compuesta de contenedores que se apilan como una estantería” declaró Fenwick.  Se transportará desde Shanghai, en un barco, hasta un solar que se encuentra al lado del puerto, por lo que la distancia entre el barco y el terreno sobre el que se posará el estadio no supera los 100 metros. 

Tras la celebración del mundial el estadio podría sufrir dos destinos una vez se haya desmontado. "Se puede volver a montar en Canadá para el siguiente mundial, o bien se pueden hacer varios campos de diferentes deportes”, ha contado. Él preferiría la primera opción, sería su sueño hecho realidad, ya que es la esencia del proyecto. Sin embargo, se podrían hacer pistas de distintas disciplinas para que todo el mundo pueda disfrutar del deporte.  En cuanto a la inversión económica también saldrán ganando en Dubai. “El coste es de la mitad de lo que se hace normalmente”, ha explicado el arquitecto. 

Lo más