COPE

Cristina Morató: “Grace Kelly no estaba enamorada de Rainiero de Mónaco y su boda le horrorizó”

La periodista y escritora estrena la sección “Diosas de Hollywood” donde contará la historia de grandes actrices de Hollywood

Audio

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 14:39

Cristima Morató está aprovechando muy bien la cuarentena, “he aprendido a hacer masa de pizza, me voy a teñir el pelo yo misma y tengo una casa grande, no me puedo quejar. Me estoy reinventando, pero no estoy para escribir”.

Esta semana ha hablado de la boda del siglo, que tuvo lugar en Mónaco, “la boda del siglo para Grace Kelly, una boda que realmente y en principio, era una boda de cuento de hadas, que supuso en aquellos años la unión de la actriz más actractiva de Hollywood con un príncipe, considerado no muy apuesto, parecido a una rana, pero era el considerado soltero de oro” comenta la escritora, “un reino diminuto más pequeño que Central Park. Pero la expectación de esta boda fue inaudita, la primera televisada de la historia”. Era feo pero rico, comenta Cristina, con tantos casinos por metro cuadrado, un lugar muy interesante para la prensa del corazón.

Pero con esa expectación ya creada, “muchos pensaban y no daban crédito con el hecho de que Kelly iba a casarse con un príncipe. Era de las actrices mejores pagadas y no sabían porque lo dejaba todo para irse a Europa, a vivir a un reino diminuto. Era una época en la que Mónaco estaba de capa caída, pero Grace le devolvió el esplendor”. No fue una cuestión de amor, “con una persona con la que has hablado dos veces y con quien llevas carteándote seis meses” comenta Cristina Morató. “El amor vino poco a poco” continúa la periodista, “Grace Kelly era una mujer pragmática y calculadora, sabía muy bien lo que hacía. Pero detestaba vivir en Hollywood y no le gustaba el ambiente de los Ángeles. También quería formar una familia y la vida de actriz y madre era muy difícil de compaginar. Se había convertido en la musa de Hitchcock, pero sabía que, a partir de una determinada edad, le iban a cerrar el grifo”.

Siguiendo el ejemplo de otras muchas actrices que supieron anticipar el momento más alto de su carrera para dejarlo en la cumbre y decidirse por lo que de verdad quería hacer, “formar una familia, temas de índole personal, entre ello mantener la relación con su padre, que da para otro libro”. Grace consiguió una corona y devolver a Mónaco el esplendor, dándole respetabilidad y glamour.

El romance de Grace Kelly y la boda supo tener en vilo a miles de estadounidenses, “hizo algo muy inteligente, con las dos personas con las que tenía programado hacer películas, les concedió la exclusiva de la boda. Los beneficios fueron para la Cruz Roja, pero convirtió la boda en una superproducción de la Metro. Había tal cantidad de técnicos de cámara que no se pudo oír el sí quiero con claridad” ha dicho la escritora.

Eva Gardner llegó a decir que la boda estaba tan hasta los topes que parecía una película de la metro, lo que acabó siendo así.

Escucha la entrevista completa con Cristina López Schlichting en Fin de Semana.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo La Noche

La Noche

Con Beatriz Pérez Otín

Escuchar