Boletín

El incendio de Notre Dame no podría repetirse en la catedral de Burgos

La seo burgalesa cuenta con extintores, detectores de humo en la sillería del coro y un sistema de extinción sin agua 

Sistemas de seguridad anti-incendios de la Catedral de Burgos

Sistemas de seguridad anti-incendios de la Catedral de Burgos.Ricardo OrdóñezICAL

Sergio Corral

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 16:53

La fatalidad en forma de incencio que ayer tarde prácticamente arrasó Notre Dame, la catedral de París, no podría repetirse en la catedral de Burgos, considerada su hermana pequeña. Y todo, tal y como ha explicado el deoegado Diocesano de Patrimonio, Juan Álvarez Quevedo, porque "en la cubierta de la seo burgalesa no existe madera".

"La cubierta de la catedral de Burgos es distinta a la de Notre Dame ya que allí lo que se ha quemado ha sido toda la cubierta que era de maderada. Aquí no hay nada de madera. Solo hay unas vigas que son testido de las que había en su momento. Todas las vigas se sustituyeron entre los años 1965 y 1980 por hormigón y acero", ha explicado Álvarez Quevedo.

Aquí, el mayor riesgo, dice, "podría estar en el interior por la gran cantidad de retablos y de sillería que existen" en la catedral de Burgos. Para ello, desde hace años, y como medida preventiva, "se han eliminado los cables interiores de todos los retablos y toda la iluminación es exterior".

Extintor en el interior de la catedral de Burgos

Extintor en el interior de la catedral de Burgos

Además de extintores repartidos por todo el templo, la catedral de Burgos cuenta con detectores de humo en la sillería del coro, así como de un sistema anti incendios sin agua, que apaga el fuego mediante un gas que elimina prácticamente el oxígeno, y que se utiliza en una zona tremendamente sensible por los documentos que allí se guardarn como el archivo catedralicio.

Detector de humo en la sillería del coro

Detector de humo en la sillería del coro 

El aparejador de la catedral de Burgos, Miguel Ángel Ortega, ha explicado que hace ya unos años se instaló "en el archivo, en la sala de los investigadores y en la parte en la que tenemos los cuadros del siglo XVI y XVII un sistema de extinción automática de incendios con gas. Es decir, que si hubiera un incendio el sistema actúa y el fuego se apaga". Este sistema, detalla, "suelta un gas que elimina prácticamente el oxígeno y, por lo tanto, neutraliza el fuego. No lo elimina del todo por si hubiera alguna persona en el interior de la sala".

Vídeo

Sistema de extinción con gas. Catedral de Burgos. Sala Capitular. 

Además de los sistemas de extinción de incendios la catedral de Burgos cuenta con un "efectivo" sintema anti rayos. "No tenemos nada por arriba en el tejado que pudiera producir un incendio. Están colocados los pararrayos que están funcionando de forma efectivo. El sistema mide los impactos y, desde hace años, no hemos tenido ningún problema con los rayos".

 

Sistema de extinción de incendio sin agua en la Sala Capitular

Sistema de extinción de incendio sin agua en la Sala Capitular

Lo más