• DIRECTO

    La Tarde

    Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Partido en noviembre

El Oviedo limitará sus relaciones con el Sporting de cara al próximo derbi

El club azul no tiene previsto invitar a los mandatarios rojiblancos a la habitual comida de directivas.

Audio

Deportes COPE AsturiasFoto: @RealSporting

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 17:42

El derbi asturiano del próximo 17 de noviembre (16.00 horas, Estadio Carlos Tartiere) presentará diferencias en comparación con los cuatro duelos regionales anteriores. El encuentro entre el Real Oviedo y el Real Sporting, el primero en disputarse tras la ruptura de relaciones por parte de los dirigentes azules, tendrá una previa distinta. El Oviedo tiene decidido marcar distancias con el Sporting, aunque sin llegar a un choque frontal entre clubes.

El objetivo de la entidad del Tartiere consiste en mantener cierto formalismo en la relación con su rival en la región, pero sin alcanzar la cordialidad de las citas precedentes. Hasta ahora, en los cuatro derbis disputados desde 2017, se han visto imágenes de unión entre clubes. En el reencuentro en la Segunda División, fue el Sporting, como anfitrión, el que invitó a los dirigentes azules a un almuerzo en El Molinón antes del partido de aquel 9 de septiembre. En la vuelta, el Oviedo correspondió de la misma manera en el Tartiere. Y la escena se repitió en los dos partidos de la pasada temporada. En cada momento, el club anfitrión se encargaba de dar publicidad con imágenes de la reunión.

Esa imagen, la de las dos directivas reunidas en las horas previas al derbi, no se repetirá el próximo 17 de noviembre. Los mandatarios del Oviedo rechazan invitar a los del Sporting, por lo que no compartirán mesa y mantel en el Tartiere. De esta forma, los dirigentes carbayones desean mostrar su disconformidad por el trato recibido por la afición oviedista en el derbi de marzo. “Las relaciones (con el Sporting) se interrumpirán de ahora en adelante hasta certificar que nuestros aficionados, como parte de la institución que son, reciban un trato respetuoso, justo y acorde con el que merecen, y con el que sus seguidores recibieron en el Carlos Tartiere”, explicó el Real Oviedo con un comunicado en las horas posteriores al último Sporting-Oviedo.

Desde entonces, las relaciones han sido frías, apenas ha habido conversaciones entre dirigentes, que sí se han saludado en recientes actos organizados por los principales periódicos de la región. En otras ocasiones, ni siquiera hubo saludos en algunas reuniones que Menéndez Vallina y Javier Fernández han protagonizado en la Federación Española de Fútbol o en la sede de LaLiga. El giro en las relaciones ha sido radical. Sin ir más lejos, hace menos de un año, el pasado 20 de diciembre, los dos presidentes mostraron de forma pública su buena sintonía en la entrega de los Premios Quini. Aquel día, los dirigentes recordaron con cariño a El Brujo.

El presidente del Sporting, Javier Fernández, manifestó este martes su deseo de que las relaciones vuelvan a la normalidad anterior, dejando claro que tiene que ser el Oviedo el que dé ese paso adelante. “Nosotros no tomamos ninguna decisión después del último partido. El que supuestamente ha roto relaciones es el Real Oviedo. No sé si las condiciones han cambiado para que se retomen esas relaciones normales que había, espero que sí”, respondió Fernández, aludiendo quizá a la reciente salida de Joaquín del Olmo. En Mareo siguen sin entender la reacción oviedista tras el último derbi.

El Oviedo sí tiene previsto mantener los contactos habituales con el Sporting en los días previos al duelo regional. Son conversaciones encaminadas a hacer llegar las correspondientes invitaciones al palco y las entradas de cortesía que se intercambian los clubes en citas como la de noviembre en el Tartiere. El objetivo oviedista será el de no alimentar el ruido, pero, a la vez, rechazando cualquier tipo de cordialidad con el Sporting. Habrá formalidad, pero sin excesos ni almuerzo entre directivas. La gentileza de los cuatro últimos derbis no se repetirá el próximo 17 de noviembre.

Lo más