COPE

El Real Zaragoza lava su imagen empatando en Oviedo en un encuentro trepidante (3-3)

Exhibición de Cristian Álvarez en uno de los mejores partidos del conjunto de JIM en esta temporada, con dos goles de Bermejo y uno de Jair

ctv-rzv-foto-web-oviedo---real-zaragoza-2021-22

Ovetenses y zaragocistas protagonizaron un vibrante partido en el Carlos Tartiere.LFP

JESÚS ZAMORAOVIEDO

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 18 may 2022

El Real Zaragoza protagonizó en la noche de este lunes en Oviedo uno de los mejores partidos de la temporada al empatar a tres en un encuentro vibrante que pudo ganar cualquiera de los dos equipos, que buscaron la portería contraria en todo momento. El conjunto asturiano se jugaba mucho más que los de JIM, en esa lucha por clasificarse para el playoff de ascenso, pero se topó con un equipo aragonés que necesitaba lavar su imagen tras las últimas decepciones, especialmente la derrota en casa ante el Alcorcón en el anterior partido.

Y lograron ese objetivo los zaragocistas en una noche trepidante, con todo tipo de alternativas en el marcador. Pese a que los locales se adelantaron gracias a un penaltito que se inventó el VAR, el conjunto aragonés remontó de inmediato en unos minutos frenéticos y dominó con el 1-2 y el 2-3 con el que se llegó al descanso. Tras empatar el Oviedo al comienzo de la segunda parte, Cristian Álvarez evitó males mayores con un recital de intervenciones que incluyó una soberbia parada en un segundo penalti.

Pudo por tanto ganar el Oviedo, pero también lo pudo hacer el Real Zaragoza con un remate de Iván Azón al palo y una clarísima ocasión de Vada en el último segundo del descuento que salvó el meta Femenías. Borja Bastón, Obeng y Brugman marcaron para el equipo local, mientras que Sergio Bermejo (en dos ocasiones) y Jair Amador lograron los tantos zaragocistas.

Arrancó el encuentro con una ocasión en el primer minuto de juego para Iván Azón, que puso claras desde el inicio las intenciones del Real Zaragoza en el duelo. Sin embargo, fueron los locales los que lograron abrir el marcador cuando, a los trece minutos de juego, el colegiado señaló a instancias del VAR un sorprendente penalti que Borja Bastón transformó en el primero de la noche.

Poco tardaron en reaccionar los zaragocistas, que apenas siete minutos después ya iban por delante en el marcador, con toda justicia. A los diecisiete, Sergio Bermejo anotó el empate a uno de cabeza, tras una jugada de estrategia desde el saque de banda. Y, tres después, Jair Amador cabeceó al fondo de la red tras un templado centro de Fran Gámez.

Apretaron los asturianos en busca de una nueva igualada, que pudieron lograr solo un minuto después, cuando Cristian Álvarez evitó con una gran intervención la diana de Obeng en el mano a mano. Sin embargo, no perdonó el delantero oviedista a los veintiséis minutos, estableciendo el empate a dos con un remate a bocajarro, de nuevo de cabeza, a centro de Brugman.

Volvieron a reaccionar los aragoneses, que gozaron de dos nuevas ocasiones de forma consecutiva, ambas en botas de Francho Serrano. Sendos lanzamientos con la zurda del canterano acabaron rozando el poste el primero de ellos, y despejado a córner por Femenías, el segundo, cuando ya parecía que se iba a cantar el dos a tres.

Ese tercer tanto aragonés, no obstante, terminó por llegar pasada la media hora de juego, con un espectacular zurdazo de volea de Sergio Bermejo desde la frontal del área ante el que nada pudo hacer el guardameta local. El precioso tanto puso el broche a una gran primera parte, trepidante, del equipo de Juan Ignacio Martínez, que se marchó a los vestuarios con ventaja y con la convicción de haber recuperado la competitividad después de los últimos resultados.

Tras el intermedio, el Real Oviedo trató de salir en busca del empate y tardó solo dos minutos en conseguirlo, cuando Brugman batió a Cristian Álvarez con un potentísimo y ajustadísimo lanzamiento desde fuera del área. El tanto no borró las buenas sensaciones en el partido de los zaragocistas, que pudieron volver a adelantarse a los diez minutos con un preciso cabezazo de Iván Azón, a centro de Chavarria, que se estrelló en el poste, con Femenías ya batido.

Respondió un minuto después Obeng, que volvió a encontrarse con la estirada de Cristian Álvarez, esta vez tras un remate con la pierna izquierda del delantero desde dentro del área. El cancerbero argentino volvió a tirar de repertorio para salvar una vez más al Real Zaragoza del cuarto tanto local, en el minuto 70. El colegiado señaló un nuevo penalti para los ovetenses, por mano de Sabin Merino, pero esta vez el disparo de Borja Bastón lo desvió a córner el rosarino con una milagrosa parada, a mano cambiada, en un lanzamiento elevado, fuerte y colocado. Un despeje increíble.

Volvió a rondar el gol el Real Zaragoza en el minuto 81 cuando Vada, recién entrado al terreno de juego, punteó en el área pequeña un balón suelto que acabó despejando como pudo el portero Femenías. A los 88, después de una larga jugada, a punto estuvieron de rematar los aragoneses en el primer palo un intencionado centro de Chavarria, sin éxito. Y ya en el último minuto del descuento, Vada tuvo la última gran ocasión al contragolpe, pero Femenías logró in extremis despejar su remate picado, tras pase de Álvaro. Fueron los últimos coletazos ofensivos de un equipo zaragocista que recuperó parte de su ADN, en una demostración de orgullo y fútbol, para llevarse un meritorio y trabajado empate, que incluso le supo a poco, del estadio Carlos Tartiere.

Real Oviedo: Femenías, Costas, Luismi, Sangalli (Viti, 45'), Borja Bastón, Borja Sánchez, Dani Calvo, Brugman (Mier, 84'), Obeng (Matheus, 72'), Isaac (Montiel, 72') y Pierre (Mossa, 15').

  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Real Zaragoza: Álvarez, Fran Gámez, Lluís López, Jair, Chavarria, Grau, Zapater (Vada, 72'), Francho (Petrovic, 78'), Bermejo (Puche, 90'), Sabin (Narváez, 72') e Iván Azón (Álvaro Giménez, 72').

Goles: 1-0, Borja Bastón, de penalti (min. 13); 1-1, Bermejo (min. 17); 1-2, Jair (min. 20); 2-2, Obeng (min. 26); 2-3, Bermejo (min. 32); 3-3, Brugman (min. 47).

Árbitro: Óliver De la Fuente Ramos (comité castellano-leonés). Amonestó por parte del Real Zaragoza a Chavarria, Francho, Grau y Petrovic; y por parte del Real Oviedo a Brugman y Obeng.


El entrenador del Real Zaragoza, Juan Ignacio Martínez, valoraba al término del encuentro el enrome esfuerzo y el gran fútbol del equipo y afirmó sentrise "muy orgulloso" por el desempeño de sus jugadores. "El fútbol profesional no puede ser otra cosa, hay que competir de esta manera", apuntó el técnico, que continuó diciendo que "el equipo ha sacado su orgullo ante un rival muy difícil, en un partido trepidante".

El alicantino, no obstante, reconocía también que es "una pena no habernos llevado los tres puntos, después de marcar tres goles fuera de casa y de las ocasiones que hemos tenido", pero aun así señaló, para finalizar, que "la afición tiene que estar orgullosa, yo también lo estoy del amor propio de los jugadores".

Tras regresar a Zaragoza en la madrugada de este martes, la plantilla de JIM voverá a los entrenamientos el miércoles con una sesión que dará comienzo a las 10:30 horas en las instalaciones de la Ciudad Deportiva, pensando ya en el choque del viernes a las 21 horas ante el Lugo en La Romareda.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Poniendo las Calles

Poniendo las Calles

Con "El Pulpo"

Escuchar