"O llevarás luto por mi"

por Pedro Rodríguez

Pedro Rodríguez González

Pedro Rodríguez González

Periodista

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12:10

Rodri

Al Cordobés lo hizo célebre la frase a su hermana: “o te compro una casa, o llevarás luto por mi...”. Manuel Benítez revolucionó el toreo y fue el primer torero en cobrar un millón por corrida.
De Rubalcaba se recuerda una frase irónica pronunciada en el Parlamento el día de su adiós a la política.
Tras recibir una larga y unánime ovación de los diputados, puestos en pie, él bromeó: “Los españoles somos gente que enterramos muy bien...”
Rubalcaba no podía imaginarse que, años después, morirían treinta mil personas en dos meses por causa de un pequeño virus, sin poder ser despedidos, ni sentir el beso y el abrazo de sus seres queridos.
La sociedad española tiene con ellos una deuda. Con quienes han sufrido la soledad en el momento del final de sus vidas.
Después de insistentes peticiones de la oposición, el Consejo de Ministro de hoy, martes, aprueba la Declaración de Luto Nacional en memoria de todas las víctimas, con nombres y apellidos.

“ESPERANZA SIN FIN”


Las banderas de edificios públicos y Buques de la Armada ondearan a media asta, durante diez días, el periodo más prolongado de luto “en la historia de la democracia”. .
¿Por qué no se ha proclamado antes?. La falta de explicación oficial nos lleva a pensar en motivos políticos.
Puede ser que el gobierno haya querido que sólo viéramos en televisión los momentos alegres de los enfermos recuperados.
Los aplausos de las ocho de la tarde desde los balcones a los sanitarios, auténticos héroes de la epidemia.
Hoy, comienza el luto nacional de 10 días en memoria de los fallecidos del Covid-19. Las banderas ondearán a media asta.
En nuestra memoria estarán presente el millón de lagrimas aplazadas por quienes no han podido, como decía Rubalcaba, “enterrar bien” a sus padres, madres, abuelos ni hijos, solo les ha quedado “llevar el luto”.
Ahora, recuerdo el verso de Pablo Neruda: “Las lagrimas que no se lloran, ¿esperan en pequeños lagos?. ¿O serán ríos invisibles, que corren hacia la tristeza...?
En la triste experiencia del Covid-19, algunos pueden ver un final sin esperanza. Otros, en cambio, ven una esperanza sin fin. ¡BUENOS DÍAS!

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Reproducir
Directo Fin de Semana

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Escuchar