EL ALBERO

Emilio de Justo: “Cuando uno tiene interés para el aficionado, te acaban abriendo paso”

El diestro cacereño repasó esta semana en El Albero su temporada, sus planes de futuro y de su relación con sus actuales apoderados.

Audio

 El diestro cacereño repasó esta semana en El Albero su temporada, sus planes de futuro y de su relación con sus actuales apoderados.

Sixto Naranjo
@sixtonaranjo

Director de ‘El Albero'

Pilar Abad Queipo
@pilarabad

Redactora

Julio Martínez

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 11:27

Estoy muy contento por el cariño que me han mostrado todos los aficionados. Me ayuda a seguir creciendo como torero y como persona”, esas fueron las primeras palabras de Emilio de Justo en El Albero cuando se le preguntó por cómo se siente a la conclusión de la temporada 2019.

Una campaña de triunfos de principio a fin desde que se inició en Vistalegre en febrero hasta su conclusión este último fin de semana en la Feria de San Lucas de Jaén. Recordando sus mejores tardes, el torero cacereño relató que “ha habido varias tardes y faenas importantes. En cuanto a estás últimas, la de Albacete fue una de ellas, la última de Jaén con un toro de Cuvillo donde disfruté mucho. También está la de la oreja en Madrid con un toro de Victorino. Aunque la faena más meritoria creo que fue la de Bilbao con otro toro de Victorino, por hacer un esfuerzo grande y mostrar mi capacidad para imponerme a un toro agresivo y nada fácil. En cuanto a la tarde más completa creo que fue la de mi encerrona en Dax, donde fui capaz de superar unas circunstancias duras”.

Sobre su inclusión en ciertos carteles de figuras, Emilio confesó en COPE que “mi sueño como torero es poco a poco estar con los más grandes, compartir tardes con las figuras y poder expresarte como torero junto a ellos. Pero tampoco no voy a rehuir en un momento determinado matar determinadas ganaderías, como la de Victorino Martín que tanto me ha dado y que seguirán estando ahí para mí”.

Esa tauromaquia con todo tipo de ganaderías y encastes la definía así el torero extremeño: “Siempre me ha gustado intentar mostrar capacidad con un toro que exige y después expresarme artísticamente con él. Si hay algo cierto en el toreo, es que el toro también tiene que poner de su parte para poder hacer el toreo bueno. Tener dos vertientes como las que he demostrado este año es importante. Y eso a un torero le hace crecer”.

Sobre quedarse fuera de algunas ferias y carteles, Emilio de Justo comentó que “hay cosas que uno no sabe. Yo vengo de una situación difícil, con años en el ostracismo o marginado en los pueblos. En estos dos o tres últimos años he podido ir abriéndome paso en alguna feria importante. Lo único que he tratado con mi capote, muleta y espada, es intentar demostrar lo que quiero conseguir. Y en el torero, cuando uno tiene interés para el aficionado te acaban abriendo paso.

"No tengo que reprochar nada a mis apoderados"

El torero también abordó su relación profesional y personal con sus actuales apoderados. “Estoy muy agradecido con ellos porque tanto Luisito como Alberto García han hecho un trabajo estupendo esta temporada. Me han defendido mirando por mi interés. Tengo claro que su trabajo lo han hecho con la máxima entrega y sinceridad ”.

Lo que tiene claro Emilio de Justo es que está viviendo un momento dulce que ha llegado fruto de la madurez y su trayectoria. “Con el tiempo uno se va cuajando como torero y va cogiendo confianza. Me encuentro en un momento muy bonito, este año he dado un paso más. Mi sueño es consagrarme como torero y estar en todas las ferias. Estoy orgulloso de haber matado catorce toros de Victorino, haber triunfado con toros de Juan Pedro Domecq, Parladé, Cuvillo... haber mostrado esa versatilidad que es importante para el público te respete y te quiera ver en la plaza”.

Sin embargo, tampoco olvida sus años alejado de las grandes ferias y 'exiliado' en ruedos americanos. “Sobre todo lo malo que me pasó esos años, siempre digo que la culpa fue toda mía. Muchas veces los toreros echamos la culpa al sistema, a los empresarios... pero es necesario mirarse al espejo para saber los fallos que se han cometido. La misión del torero es hacer méritos para que cuenten uno. Lo malo de aquellos años fue por culpa mía y ahora he hecho méritos para vivir lo que bonito que me está pasando ahora”, concluyó el diestro.

En directo3

El Partidazo de COPE

Con Joseba Larrañaga

Reproducir

El Partidazo de COPE

Con Joseba Larrañaga

Escuchar