Jorge Javier confiesa lo que hace en su camerino antes de aparecer en televisión

El presentador de Telecinco ha publicado en mensaje en el que explica lo que le dice su entorno más cercano sobre sus recurrentes apariciones televisivas

Jorge Javier confiesa lo que hace en su camerino antes de aparecer en televisión

 

COPE.es

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 17 nov 2019

El presentador de televisión, Jorge Javier Vázquez, se ha sincerado este sábado y ha confesado lo que hace en el camerino antes de aparecer en televisión para presentar 'GH Vip'. La estrella de Telecinco ha mandado una carta en la que hace una dura reflexión sobre la percepción que tienen de él y de los programas que dirigen las personas más allegadas a Vázquez.

Lo ha hecho a través del blog personal que Jorge Javier tiene en el portal Lecturas, donde recuerda una ocasión en la que, una antes de salir a presentar la nueva edición de Gran Hermano VIP, llamó a la actriz Marta Ribera. Antes, el presentador de Mediaset, confesaba: “Una hora antes de empezar, me recluyo en el camerino, medito y aprovecho para hacer una videollamada”. En este caso, Vázquez llamó a Ribera, compañera en la obra de teatro 'Grandes Éxitos'.

ctv-eqj-jorge-javier-vazquez-lanzo-un-zasca-a-sofia-suescun

Entonces, Jorge Javier reflexiona sobre la contestación que le da la actriz: “Me contesta que dónde. “Pues en ‘Gran hermano VIP”, le contesto. “¿Pero qué día es hoy?”, se pregunta a sí misma con candidez. Me encanta que en mi vida haya gente como ella, que se entere más bien poco de mi trabajo en la tele”, celebra el presentador.

Sin embargo, la cantante no es la única que responde de esta forma a Jorge Javier Vázquez. Su entrenador personal, según confiesa la estrella de Telecinco, le pregunta el día después de la gala: “¿Viste ayer qué bien me quedaba el traje? ¿ Te fijaste en qué tipín me hacía?”. A ello, responde el entrenador: “Pues no te vi porque llegué muy tarde a casa y estaba muy cansado”. O: “Lo puse un poco, pero es que estabais todo el rato con vídeos. Tú no sales mucho, ¿no?”.

En ese momento, el presentador reflexiona sobre cómo le hacen sentir este tipo de comentarios de la gente más cercana: “Menos mal que a mis casi 50 tengo la autoestima en su sitio porque si no, a veces, me costaría levantar cabeza”.

Lo más