COPE

Vídeo

Sánchez ordenó que no sonara el himno ni hubiera banderas españolas en el acto de destrucción de armas de ETA

Tiempo de lectura: 1Actualizado 08:14

Ni las víctimas, ni la oposición ni los expresidentes de Gobierno que sí lucharon contra ETA. Pedro Sánchez se quedó solo este jueves con su performance para destruir un arsenal de armas de los terroristas. Moncloa ordenó, además, evitar la presencia de símbolos nacionales. En un acto sin himno nacional ni banderas, el primero que se recuerda en el colegio de Guardias Jóvenes de la Guardia Civil de Valdemoro (Madrid) esa apisonadora de color verde caqui militar y pintada de gris para la ocasión se convirtió en el único símbolo en representación del Estado sobre las armas arrebatadas a ETA.

El presidente del Gobierno, eso sí, habló del valor de los símbolos durante su discurso: "La destrucción de armas incautadas a ETA refuerza la idea de la derrota de la banda terrorista, algo que reclaman las víctimas".

Dos grandes pesas en cada extremo sumaban fuerza a la apisonadora. Fuerza y apoyos que no tuvo Sánchez. Ni un sólo expresidente de la democracia del Gobierno le acompañó. Tampoco una parte del Gobierno. Asociaciones de víctimas se ausentaron. La AVT, sí asistió para que su presidenta Maite Araluce le tuviera oportunidad de recriminarle el acercamiento de presos de ETA al País Vasco. "Esas armas son las mismas que empuñaban los que acerca cada viernes. Esos mismos que no colaboran con la Justicia y no facilitan que se puedan resolver los más de 300 casos sin Justicia", le dijo.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo