Vox, en el punto de mira ante el juicio del 'procés': "Disfrutaré como un enano"

Vox, la única acusación popular del juicio del 'procés', tiene toda su estrategia preparada

Santiago Abascal y Javier Ortega Smith

Santiago Abascal y Javier Ortega Smith. EFE

@varenos

Redactora de cope.es

Madrid

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 01:45

Javier Ortega Smith, secretario general de Vox, y Pedro Fernández, vicesecretario jurídico, son los dos abogados de la formación que ejercen la acusación popular en la causa contra el proceso soberanista catalán.

A días de que comience el juicio Javier Ortega Smith deja claro que Vox "no admite presiones ni políticas, ni institucionales, que pretendan cambiar el rumbo de lo que debe ser un Estado de derecho y la Justicia". Reconoce, además, que afronta el inicio "con serenidad, responsabilidad y con el convencimiento de que nos asiste la razón y el derecho".  

La defensa de Jordi Cuixart ya intentó que el TS expulsara al partido de Santiago Abascal del procedimiento con el argumento de que Vox iba a usar la Sala de lo Penal del Tribunal como "escenario de campaña".

A Vox, el intento fallido, "no le quitaba el sueño". No ocultan que la causa les ha beneficiado pero sostienen que "al personarnos no hicimos ningún cálculo electoral. Nuestra intención no era obtener un rédito político, sino defender la unidad de España”, explicaba Pedro Fernández.

"Disfrutar como un enano de este juicio histórico"

Los miembros de Vox son conscientes de que van a tener un papel protagonista. Interrogarán a los acusados, cuyas defensas ya han advertido que no van a responder, y a testigos como Mariano Rajoy, Artur Mas, Soraya Saénz de Santamaría o Íñigo Urkullu.

Además, van a dar cuenta de todo lo que pase dentro de la sala. "Va a haber un Vox dentro de la sala y otro fuera. El de dentro se ceñirá al rigor jurídico, nada de argumentos políticos. Solo derecho, derecho y derecho. Fuera nos pondremos el pin de Vox y ahí sí hablaremos de política".

Fernández le decía a Esdiario que va a "disfrutar como un enano de este juicio histórico".

Que Puigdemont y otros fugados al extranjero (Clara Ponsatí, Toni Comín, Lluís Puig, Meritxell Serret, Anna Gabriel y Marta Rovira) no estén presentes en el juicio, no e sun problame para Vox porque "no supone ninguna limitación para juzgar los hechos"

Rebelión y no sedición

Los abogados de Vox sostienen que "la violencia ha quedado acreditada". Lo importante es "probar que existió un riesgo real y cierto de ruptura de la Constitución".

El número dos de Vox remarca que será un "un juicio penal dentro de un estado de derecho con todas las garantías para los procesados, pero con toda la firmeza que requiere el Código Penal".

Lo más