Pablo Iglesias deberá declarar ante un juzgado de Madrid por la expulsión irregular de 6 afiliados

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, atiende a la prensa durante el pleno del Congreso de los Diputados, en el que se debate la elección del nuevo Consejo de Administración y el presidente de RTVE

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 19:26

Una jueza de Madrid ha ordenado la comparecencia del secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, el próximo 17 de julio como parte demandada en un procedimiento civil abierto contra el partido, por presuntamente expulsar de manera irregular a seis miembros de Podemos Extremadura.

En un escrito, al que ha tenido acceso la Agencia EFE, el Juzgado de Primera Instancia número 11 de Madrid niega la petición del letrado de Podemos para evitar la citación de Iglesias como parte demandada y representante legal del partido, que fue acordada "in voce" en la audiencia previa del pasado 19 de junio para la petición de prueba. El abogado de Podemos ya recurrió sin éxito ante la magistrada en sala y ahora lo hace mediante un escrito en el que señala que Iglesias "no tiene conocimiento alguno sobre los hechos que dan lugar al presente procedimiento ni ha tenido posibilidad de conocerlos".

En su lugar, propone al gerente del partido, Pablo Fernández, "por haber formado parte de la Comisión de Garantías cuando se produjeron los hechos y por ser apoderado del partido en estos momentos", una petición que los demandantes rechazan por ser autor material de las resoluciones en cuestión y marido de la diputada Gloria Elizo, citada como testigo en el juicio junto a otros cinco miembros de Podemos.

Pero el juzgado rechaza esta petición y mantiene que sea Pablo Iglesias la persona interrogada como así solicitó en la vista previa el abogado de los expulsados, quien manifestó que "no solo tiene conocimiento sino responsabilidad" pues la Comisión de Garantías -organismo que acreditó la expulsión- "tiene objetivos políticos". La magistrada accedió a citar al secretario general de Podemos al afirmar que es un interrogatorio de parte y el representante legal es Pablo Iglesias, por lo que "tendrá que venir y responder a las preguntas que pueda responder".

El origen del procedimiento se remonta a la expulsión de los seis demandantes, junto a otras cinco más, por el Comité de Garantías Democráticas Estatal ante las "acusaciones falsas y ataques a diferentes órganos de Podemos" hechos durante una rueda de prensa ofrecida en Mérida el 27 de julio de 2016, en la que facilitaron información reservada y comunicaciones internas.

Tras solicitar sin éxito al partido la notificación en papel de la resolución del 24 de enero de 2017 referida al expediente disciplinario, los seis expulsados demandaron a Podemos al afirmar que esa decisión no se les notificó y que fue adoptada en contra del Estatuto del partido y del Reglamento de la Comisión de garantías, lo que vulnera sus derechos fundamentales.

Lo más