Las empresas automovilísticas y las relacionadas con las materias primas agradecen la menor tensión comercial

El índice Ibex 35 ha subido un 1,13 por ciento hasta 9.179 puntos

La Bolsa española negoció 40.955 millones en noviembre, un 11% menos que un año antes

Bolsa de Madrid

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 18:11

Los inversores de medio han cotizado positivamente el alto el fuego que han firmado este fin de semana China y Estados Unidos en su enfrentamiento comercial. Es un armisticio, no la paz, pero le ha dado mucho aire a los mercados. Ambas potencias han pactado una tregua de 90 de días sin pisarse los callos. Han mostrado buena voluntad para buscar un acuerdo. Y los mercados lo han celebrado. El índice Ibex 35 ha subido un 1,13 por ciento hasta 9.179 puntos. Ha llegado a superar en algunos momentos los 9.250 puntos.

Se han animado todos los grandes valores, en especial las empresas relacionadas con las materias primas y con el sector de los automóviles, que es uno de los que se pueden ver mas beneficiados por el fin de las hostilidades entre ambos países.  Arcelor ha subido un 4 por ciento, mientras el fabricante de componentes Cie Automotive ha sumado un 3 por ciento. Se han disparado también las acciones de BMW, Daimler y Volkswagen en la Bolsa de Francfort.

Las grandes automovilísticas alemanas se reunirán mañana en Washington con el ejecutivo estadounidense para tratar de desactivar las bombas de relojería que todavía están vivas. El presidente Trump  ha amenazado en repetidas ocasiones con imponer severos aranceles a la importación de vehículos europeos.

De momento, el sector se ha relajado de forma notable. China, según Trump, ha accedido  reducir,  incluso a retirar sus aranceles sobre la importación de  vehículos de EEUU. Todavía no hay confirmación oficial por parte de Pequín, pero la Bolsa de Nueva York se anima. Sube esta tarde a media sesión en torno a un 1 por ciento. El índice Nasdaq de empresas tecnológicas supera los 7.400 puntos.  Por cierto, que las Bolsas de Wall Street no abrirán su puertas el miércoles en señal de duelo por el fallecimiento este fin de semana del ex presidente George Bush. La última vez que cerró la Bolsa de Nueva York como señal de luto fue en enero de 2007 tras la muerte de Gerald Ford.

En el mercado de deuda, la prima de riesgo de Italia sigue reduciéndose. Se sitúa hoy en 280 puntos, frente a los 330 que alcanzó hace apenas diez días. Los mercados cotizan lo que parece la intención del multicolor gobierno italiano de congraciarse con  la Comisión Europea. Roma, según se dice en los mentideros bursátiles, podría reducir su objetivo de déficit público desde el 2,4 por ciento actual hasta el 2 o incluso el 1,9 por ciento.  La prima de riesgo de España ha bajado ligeramente, hasta 118 puntos, con la rentabilidad de los bonos a diez años en el 1,50 por ciento.

Esta es una de las referencias que tendrán en cuanta los mercados en las dos subastas de deuda que va a realizar esta semana el Tesoro español. Mañana, martes,  colocará letras a seis y doce meses. El jueves venderá bonos y obligaciones con vencimiento a medio y largo plazo.

En el mercado de materias primas, el petróleo, -con un ojo puesto en la “cumbre” de la OPEP-, ha llegado a subir más de un 6 por ciento, aunque esta tarde la mejora se reduce a un 3 por ciento. El crudo del Mar del Norte, el que se utiliza como referencia en Europa, roza los 61 dólares por barril.  Se espera que recorten sus exportaciones en 1,4 millones de barriles por día. Falta por saber si esa cifra será suficiente para acabar con la sangría en el precio del crudo, que a comienzos de octubre se pagaba a 86 dólares. De momento, Rusia y Arabia Saudí han acordado extender su cooperación para conseguir mejores precios del crudo.

En el mercado de divisas, el dólar pierde fuerza. Hoy el euro se cambia por 1,1360 dólares. También pierde fuelle la libra esterlina. Cotiza a 1,2740 dólares. La próxima semana el Parlamento británico tendrá que votar sobre los acuerdos para la salida del Reino Unido de la Unión Europea. Será el día 11.

Etiquetas

Lo más