ROBERT CAPA

Picasso y Capa, un diálogo antifascista en el Museo Reina Sofía

En 1936, Robert Capa fotografió a dos niñas jugando en el barrio de Vallecas (Madrid) frente a un edificio ametrallado por los nazis; una imagen que ahora llega al Museo Reina Sofía para dialogar, desde este viernes y hasta el próximo 7 de enero, con el Guernica de Picasso, símbolo del horror de la guerra.,Las dos copias de la fotografía se han presentado este viernes en el museo en presencia de la conservadora del centro de fotografía de Nueva York, Cynthia Young, del port

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 18:28

En 1936, Robert Capa fotografió a dos niñas jugando en el barrio de Vallecas (Madrid) frente a un edificio ametrallado por los nazis; una imagen que ahora llega al Museo Reina Sofía para dialogar, desde este viernes y hasta el próximo 7 de enero, con el Guernica de Picasso, símbolo del horror de la guerra.

Las dos copias de la fotografía se han presentado este viernes en el museo en presencia de la conservadora del centro de fotografía de Nueva York, Cynthia Young, del portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, y de los organizadores del II festival "Robert Capa estuvo aquí", que pretenden con este evento reivindicar la figura de Capa como "referente de la memoria cultural de Madrid".

De ellos partió la propuesta de aunar en el museo las imágenes tomadas por Capa (nacido en Hungría como André Ernö Friedmann) en la calle Peironcely 10 y el Guernica, "dos símbolos del horror de la guerra: uno mediático y otro monumental", según explican desde el festival, que celebrará entre el 8 de noviembre charlas, rutas y exposiciones celebrando la figura de Capa por todo Madrid.

El festival surgió en 2018 gracias al movimiento social impulsado por la fundación Anastasio de Gracia para proteger el edificio que Capa fotografió en el 36, donde actualmente viven 14 familias en riesgo de exclusión social.

Para lograr su realojo y convencer a las administraciones públicas de proteger el edificio, se creó la Plataforma #SalvaPeironcely10, que aglutina a una veintena de entidades españolas, estadounidenses y francesas, entre otras.

Hasta el inmueble ha acudido, acompañada por miembros de la plataforma, la conservadora neoyorquina Cynthia Young, quien ha asegurado sentirse "muy honrada" de haber sido invitada a participar en el proyecto de Peironcely 10: "Preservar el edificio es preservar la historia, la de la ciudad y la de la fotografía", ha declarado a Efe.

"La fotografía de Capa es una imagen de resistencia. Hay una incongruencia entre la luz de las niñas y el edificio destruido detrás de ellas", ha explicado Young.

La imagen llegó a manos del festival en 2018 gracias al coleccionista Juan Carlos Almazán Masso, quien descubrió la foto tras adquirir un conjunto de imágenes de la Guerra Civil procedentes de Reino Unido: "Un amigo me dijo que esa foto podría ser de Capa y yo empecé a buscar en Google", ha explicado Almazán.

Poco después, puso su descubrimiento en manos de la fundación Anastasio de Gracia, que tras un exhaustivo análisis determinaron que no eran negativos originales, sino que provenían de una imprenta.

En lo que respecta al edificio de la calle Peironcel, que se pretende convertir en la "Casa de Capa", el pasado mes de febrero se aprobó un plan en el pleno del Ayuntamiento de Madrid para expropiar la casa y convertirla en un espacio cultural.

Lo más