Navidad en otoño: ¿nos fuerzan a consumir?: "No tiene referencias a lo que estamos celebrando”

Algunos comercios y ayuntamientos comienzan con sus campañas navideñas desde el mes de septiembre. ¿Comeremos polvorones en agosto?

Tiempo de lectura: 2’

A falta de más de cuarenta días para la Navidad y el inicio de las festividades cristianas que se celebran durante esas fechas, varios centros comerciales y grandes cadenas de supermercados han adelantado la venta de artículos y productos navideños, como polvorones o turrones. En el programa ‘Ecclesia’ de TRECE, que se emite todos los domingos a las 13h, Álvaro de Juana comenta en una tertulia con María Serrano, periodista de El Debate, y Fran Otero, periodista del semanario Alfa y Omega,lo que supone este adelanto comercial de la Navidad.

Empezando por el Adviento, periodo en el que los cristianos hacen un ejercicio de espera para preparar el nacimiento de Jesús, Serrano cree que “cada vez es más difícil separar la tendencia consumiste de una cierta tendencia del borrado de los tiempos del calendario cristiano. Si preguntas a la gente –continúa argumentando la periodista- nadie sabe lo que es el Adviento. Ese tiempo de espera no existe”. Este problema tiene una causa muy clara para Otero, que lo achaca a que “estamos marcando el calendario por el consumo. Tenemos ‘Días D’ de consumo, como Halloween, Black Friday o Navidad...antes seguíamos un calendario cristiano, pero ahora vamos atropellados de fiesta de consumo en fiesta de consumo”.

La ‘descristianización’ de los calendarios de Adviento

“Me ha llamado la atención este año los calendarios de Adviento” cuenta en el programa Auxi Rueda, periodista especializada en religión, que recientemente escribía un artículo en la revista ‘Ecclesia’ titulado ‘A vueltas con los calendarios de Adviento’. “Trasteando por las redes empiezo a ver a principios de octubre con las influencers abriendo de golpe todas las ventanas te choca que no saben lo que significa la palabra y lo que están haciendo” denuncia Rueda.

Sobre este tema, María Serrano asegura haber recibido calendarios de marcas de cosmética en los que regalaban pintalabios o botes de colonias, hecho que “aunque hace ilusión, te hace pensar que es una tontería”. Coincide en esta línea también Fran Otero, quien ve que “todos estos calendarios han perdido las referencias cristianas”, aunque llama a hacer autocrítica: “¿Qué estamos proponiendo los cristianos a esta realidad consumista? Hay que ver por qué no está calando el mensaje tan atractivo del Evangelio”.

La decoración de Navidad, carente de sentido religioso

Clara Fernández, compañera del programa ‘Ecclesia’ ha sido testigo de una decoración vavideña que durante los próximos meses decorará la famosa calle de Fuencarral, en Madrid. En contraste con los típicos decorados religiosos que suelen bañar la capital, son una especie de monos, en concreto unos lémures, los que protagonizan este alumbrado. “Puede ser bonito, pero no tiene referencias a lo que estamos celebrando” asegura Fran Otero, que defiende que “el problema es cuando todo carece de sentido”. María Serrano va más allá, ya que “La Navidad para un cristiano es que Dios se hace hombre otra vez. Si uno piensa que es una tradición que hay que mantener porque sí, puede perder el sentido, pero si uno entiende que sucede cada vez, pues se ve de otra manera”. Esto para Auxi Rueda responde a una tendencia en la que “al final cogemos las prácticas cristianas que estaban metidas en la costumbre social y sacamos lo que nos interesa de ellas”.

Religión