Los obispos se oponen a un registro de objetores al aborto: "Sería atentar contra la libertad de la persona"

Preguntados sobre la situación que se está viviendo en La Palma ante la erupción del volcán, los prelados han manifestado su "preocupación" y "solidaridad'

Tiempo de lectura: 3’

Varios obispos se han mostrado contrarios a la propuesta del Ministerio de Igualdad de regular la objeción de conciencia en casos de aborto y de hacer un registro de médicos objetores, pues consideran que sería "atentar contra la libertad de la persona".

"Eso ciertamente sería atentar contra la libertad de la persona", ha opinado en declaraciones a Europa Press el arzobispo de Santiago de Compostela, Mons. Julián Barrio, este martes antes de entrar a la reunión de la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), que se celebra en Madrid.

Barrio considera que "no se debe de hacer" un registro de médicos que no quieran practicar abortos, "porque la libertad de conciencia es algo que hay que respetar siempre". Así se ha expresado tras conocer que el Ministerio de Igualdad incluirá en la reforma de la Ley de Salud Sexual y Reproductiva y de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) un registro de profesionales objetores para garantizar el acceso al aborto en todos los casos, una iniciativa que se va a realizar, según han explicado a Europa Press fuentes del Ministerio, a imagen del registro que ya se incluye en la Ley de Eutanasia.

ctv-edz-omella-comisin-permanente

En la misma línea se ha pronunciado el arzobispo de Pamplona y obispo de Tudela, Mons. Francisco Pérez, quien ha defendido que "la objeción de conciencia es un derecho y un signo de libertad". "Si estamos en un Estado de Derecho, hay que respetarlo", ha subrayado. En este sentido, el prelado ha pedido "libertad" para que cada médico pueda "obrar siempre en conciencia para hacer el bien y evitar el mal".

También rechaza esta propuesta el obispo de León, Mons. Luis Ángel de las Heras, que ha criticado que desde el Gobierno se quieran poner "impedimentos para expresarse libremente". "Por un lado a veces no cumplen ellos mismos las leyes y, por otro lado, nos quieren imponer a los demás una serie de impedimentos para que podamos expresarnos libremente", ha señalado De las Heras.

Asimismo, el obispo de Getafe, Mons. Ginés García Beltrán, ha defendido, en declaraciones a Europa Press, que la objeción de conciencia es "un derecho fundamental" y está "por encima de algunas leyes". "La conciencia está por encima de algunas leyes que van contra lo que nosotros pensamos, creemos y sentimos", ha remarcado.

Igualmente, el obispo de Cartagena, Mons. José Manuel Lorca, ha indicado que no le "gusta nada" la idea de crear un registro de objetores porque "cada uno tiene derecho a su intimidad y a sus creencias".



Los obispos españoles, preocupados por La Palma

Por otro lado, preguntados sobre la situación que se está viviendo en la isla de La Palma ante la erupción del volcán Cumbre Vieja, los obispos han manifestado su "preocupación" y "solidaridad'.

Así, el arzobispo de Pamplona, ha comentado que ha hablado con el obispo de Tenerife. "Me ha dicho que ha desaparecido todo el pueblo, que ojalá fuera solo la iglesia y todo lo demás hubiera permanecido", ha señalado, al tiempo que ha asegurado que van a apoyarles desde Cáritas.

También el obispo de Getafe ha apelado a la solidaridad. "Es una situación muy triste en la que tenemos que ser solidarios, es una situación natural irremediable y en nosotros está la solidaridad", ha enfatizado. Para el obispo de Santiago es "una preocupación". "La naturaleza tiene sus grietas, no sólo la naturaleza sino la realidad humana, y hay que aprovechar para tratar de ver la luz que nos viene y ofrecer la luz que tenemos", ha subrayado.

Tal y como ha añadido el obispo de León, lo que está ocurriendo en La Palma le causa "dolor" porque, "aunque afortunadamente hasta ahora no ha habido pérdidas humanas", los habitantes están perdiendo sus casas y sus medios de vida. Por ello, ha llamado a "una corriente de solidaridad" con todos ellos.

Religión