El cardenal Cañizares pide a la clase política poner fin a la 'cultura de la muerte': "¿Hasta cuándo?"

El arzobispo de Valencia critica las medidas que se implementan en el mundo y en España que supone desechar la vida de los más débiles

Tiempo de lectura: 2’

El arzobispo de Valencia, el cardenal Antonio Cañizares, ha lamentado que la guerra en Ucrania siga costando vidas y desgracias, si bien ha recordado que “al mismo tiempo se están produciendo miles de destrucciones de vidas inocentes e inermes en clínicas abortistas y normales por las legislaciones inicuas pro abortistas emanadas de los poderes infernales de este mundo”.

El titular de la Archidiócesis de Valencia añade a esta lista la recientemente regularizada práctica de la eutanasia, que a juicio de Cañizares supone alejarse de Dios en favor de una 'cultura de la muerte' que se apodera del mundo, por lo que pide a los políticos frenar esta tendencia: “Es preciso reaccionar. Dios ya ha reaccionado, enviando a su Hijo al mundo para la defensa del hombre y de su vida no nacida o débil ante la enfermedad y la muerte. Y la Iglesia, pueblo de Dios, ha escuchado, escucha y escuchará este clamor de Dios y de los sencillos y limpios de corazón que aman y quieren al hombre, con Dios, que el hombre viva”. Me dirijo a los políticos de todas las partes, especialmente a los de España, y les grito: ¿Hasta cuándo?”

Cañizares ha manifestado que la Iglesia siempre ha clamado en defensa de la vida, tanto de los no nacidos como de la terminal y de los frágiles, y agrega que, a través de los papas, se clama por el hombre inocente dando la cara por el indefenso: “Nadie ha apostado ni apuesta tan fuerte por toda vida humana; nadie se ha atrevido ni se atreve a tanto. Leyendo el Magisterio de los últimos Papas: Pablo VI, Juan Pablo II, Benedicto XVI y Francisco, escuchando su palabra vigorosa, como brotando de la fuerza de Dios que está en ella, se siente el gozo inmenso de ser hombre, la alegría de haber sido llamado a la Vida, la dicha de ser una de esas criaturas querida directamente y por sí misma por Dios, que quiere que el hombre viva y cuya gloria es ésa: la vida del hombre”, se puede leer en su carta.

Asimismo, el arzobispo de Valencia ha apuntado que estos días resuena la carta de Juan Pablo II sobre el “Evangelio de la vida”, en la que se anuncia a Cristo: “Evangelio vivo de Dios, Buena Noticia de la Vida, Camino, Verdad y Vida, que tiene palabras de vida eterna y que ha venido para que los hombres tengan vida, vida eterna, vida en plenitud. Abrirse a este anuncio, aceptar esta Buena Noticia es lo que podrá llevarnos a superar una “cultura de muerte” y de miedo al futuro que se cierne amenazadora sobre los hombres y los pueblos, es lo que nos llevará a superar la cultura antinatalista, y los bajísimos y preocupantes índices de descenso de natalidad, por ejemplo, en España”.

Religión