COPE

Moslares de La Vega se harta de los turistas y avisa a su entrada “entras bajo tu propio riesgo”

Este pueblo palentino se ha cansado de recibir las quejas de los turistas por mantener su actividad diaria.

Audio

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 17:59

Entramos en Moslares de la Vega. Un pueblo a 56 kilómetros al norte de Palencia. Hoy, 1 de diciembre, Moslares tiene 30 habitantes. Hace frío. 7 grados a esta hora.

Cuando llegamos por la carretera comarcal PP-2417. Nos llama la atención una extraña señal a la entrada del pueblo. Pero no es un stop. No es un ceda... tampoco nos avisa de peligro en la carretera.

¿Qué es exactamente?

El cartel es blanco, en el que podemos ver y leer lo siguiente:

ATENCIÓN, PUEBLO ESPAÑOL. ENTRAS BAJO TU PROPIO RIESGO.

A continuación... la foto de una iglesia y leo: aquí suenan campanarios regularmente..

La foto de un gallo y al lado: los gallos cantan muy temprano...

La foto de varios animales (una vaca, un cerdo, un caballo, una oveja, un gallo y un conejo) y la frase: Rebaños que viven cerca...

Y la foto de un cencerro... al que le sigue: algunos incluso tienen campanas en el cuello...

Y la última foto es un tractor al que le sigue la frase: agricultores y artesanos que trabajan para que tú puedas comer...

Al final del todo puedo leer: SI NO PUEDES SOPORTARLO, ¡¡¡ESTÁS EN EL LUGAR EQUIVOCADO!!!! De lo contrario, AQUÍ ENCONTRARÁ UNA CÁLIDA BIENVENIDA Y MUCHA AMABILIDAD.

Pues bien, este cartel es el emblema de Moslares de La Vega, que se ha cansado de las quejas de los turistas.

  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Óscar Martín es el presidente de la junta vecinal de Moslares de La Vega, y el que ha pagado de su bolsillo el cartel cansado de recibir las quejas de los veraneantes y turistas. Martín está continuamente dando explicaciones obvias.

Con la mirada de Daniel Gascón hablamos con él.

Moslares tiene 30 habitantes pero en verano llega a los 90. Todo el pueblo vive de la agricultura, la ganadería y la artesanía. Lo curioso de todo esto es que muchos de ellos nacieron allí y con los años se fueron a las ciudades, pero que saben perfectamente lo que hay.

Óscar es ganadero de vacuno y agricultor, se levanta muy temprano cada día, al igual que los 29 vecinos restantes. Todos viven del campo. Aquí hay más animales que personas, en total unas 650 ovejas y algo más de 400 vacas.

Viendo que no paraban las quejas, Martín habló con todos los vecinos y la respuesta fue unánime... están hartos de la situación.

Los urbanitas se quejan de la esencia de estos pueblos, es decir, de los rebaños de ovejas por las calles, de los tractores y del campanario.

Francia ya tomó cartas en el asunto respecto a este tema, ya que refrendó en los tribunales el kikirikí de los gallos y el olor a estiércol. La norma protege el patrimonio sensorial del campo.

En nuestro país, en Ares (A Coruña), un vecino denunció al Concello por el excesivo ruido de unas campanas municipales durante la noche.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Poniendo las Calles

Poniendo las Calles

Con "El Pulpo"

Escuchar