Fernando de Haro: "El pendulazo de regeneración solo rige para la oposición, no para el gobierno de Sánchez"

El comunicador repasa los escándalos que rodean al Ejecutivo socialista

 

'La Tarde'

COPE.ES

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 16:27

Este Gobierno, el Gobierno de Sánchez, quiso representar el pendulazo ante la corrupción. Después de años en los que se quiso quitar hierro a las financiaciones ilegales, al clientelismo de los partidos y los Gobiernos, con Sánchez llegaba en teoría el reino de la limpieza de los políticos. El PP fue enviado a la oposición por la condena de la Gürtel y con Sánchez comenzaba el reino de los políticos intachables. En realidad el reino de los intachables tiene unas reglas para la oposición y otras para el Gobierno.

Hoy la expresidenta de la Comunidad de Madrid Cristina Cifuentes ha sido procesada por un presunto delito de falsedad documental. La juez Carmen Rodríguez-Medel cree que hay indicios de que el acta del trabajo fin de de máster fue falsificada siguiendo instrucciones de Cifuentes. Ya veremos cómo acaba el caso.

De todos modos, el procesamiento ha llegado siete meses después de que Cifuentes abandonara la presidencia de la Comunidad de Madrid. Es decir, el procesamiento ha llegado meses después de dimitir. Cospedal hace días que no es diputada después de que se conocieran los trabajitos que le encargó a Villarejo. La ministra Delgado, que también se reunión con Villarejo y que escuchó el relato de tramas delictivas, sigue siendo ministra. Borrell, que ha sido sancionado por vender acciones con información privilegiada, sigue siendo ministro. También Pedro Duque y Calviño siguen al frente de su ministerio.

No creo que el pendulazo de regeneración sea adecuado, se exageran muchas cosas. Pero lo que no es deciddamente conveniente es que el pendulazo de regeneración solo rige para la oposición.

Lo más