Asociación Española de Guardias Civiles en Cataluña: "Estamos perplejos, fuimos a cumplir una orden judicial"

Bartolomé Barba, coordinador de la AEGC en Cataluña, asegura que en el 1-O "la situación fue dramática, fue una situación de batasunización".

 

COPE.es

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 09:24

La Audiencia de Barcelona ha reabierto la causa por las cargas de la Guardia Civil en Sant Joan de Vilatorrada (Barcelona) el 1-O, en un auto en que critica que la actuación policial no fue "proporcionada", dado que iba destinada a impedir un referéndum que no tenía "consecuencias jurídicas".

En su auto, la sección quinta de la Audiencia de Barcelona estima los recursos presentados por los denunciantes y revoca la decisión del juez de Manresa que rechazó las diligencias de investigación que éstos solicitaban, al considerar que los guardias civiles quedaban exculpados por la eximente de cumplimiento del deber dado que trataban de dar cumplimiento a la orden judicial de impedir el 1-O.

La Audiencia sostiene en su auto que en la jornada del 1-O "hubo excesos policiales en algunos casos concretos", como "uso de porras o defensas golpeando a ciudadanos sin mediar agresión física previa y sin finalidad aparente", y no existió "proporcionalidad" entre los intereses a proteger y los que "se trata de salvaguardar con la actuación policial".

Los agentes tanto de Guardia Civil como de Policía Nacional que participaron aquel domingo en el dispositivo policial no sale de su asombro ante esta sentencia que ha creado incertidumbre y perplejidad entre los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado como ha dicho en 'Herrera en COPE' el coordinador de la Asociación Española de Guardias Civiles en Cataluña, Bartolomé Barba que recalca que "la situación fue dramática, fue una situación de batasunización y estamos hartos de que se ponga en tela de juicio la actuación policial cuando cumplíamos una orden judicial".

Recuerda Barba que "a nadie se le escapa que fueron días de tensión muy grande, los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado fuimos a cumplir una orden judicial, los ciudadanos pueden estar tranquilos porque fuimos a cumplir órdenes y esta objeción de conciencia que manifiesta el auto nos deja inquietos, es un poco absurdo que una orden que nos ha dado un juez ahora nos plantean que sea ilegítima, puede que ocurriera alguna incorrección en alguna actuación particular, y esos casos ya se están investigando internamente".

Aun desconociendo el contenido del auto, "al que no hemos tenido acceso" afirma el Coordinador de la AEGC en Cataluña, "y sin entrar a valorar decisiones judiciales, manifestamos nuestra perplejidad e inquietud" ante lo que han puesto en el auto los magistrados de la sección quinta de la Audiencia de Barcelona.

Sobre la situación actual y esa batasunización en la forma de actuar que tienen los independentista catalanes cuando salen a manifestarse en las calles, Bartolomé Barba asegura que en Cataluña "hay una especie de calma chicha que es irreal, a la más mínima que se hace cualquier intento que no le guste al ala separatista, inmediatamente les tenemos encima".
 

Etiquetas

Lo más